Review – Metro Exodus

TRENDING

LOS PICAPIEDRAS TENDRÁN REBOOT A CARGO DE WARNER BROS.
LA MINI CONSOLA DE KONAMI TENDRÁ 50 JUEGOS EN INGLÉS Y JAPONÉS
FIRE EMBLEM: THREE HOUSES TENDRÁ ROMANCES GAY
EL DOBLAJE MEXICANO SE ENCUENTRA EN PROBLEMAS
NO PODRÁS VIOLENTAR NIÑOS O PERSONAJES IMPORTANTES EN CYBERPUNK 2077
EL PRODUCTOR DE POKÉMON EXPLICA LA DECISIÓN DE RECORTAR A LOS MONSTRUOS DE BOLSILLO
AL PÚBLICO NO LE GUSTA LA IDEA DE STREAMEAR VIDEOJUEGOS
ENDGAME SÓLO NECESITA 8 MILLONES DE DÓLARES PARA SUPERAR A AVATAR
LOS DESARROLLADORES DE POKÉMON NO ESTÁN RECICLANDO MODELOS DE JUEGOS PASADOS
Super Smash Bros. Ultimate es lo más popular en EVO 2019
KRAVEN EL CAZADOR PODRÍA SER EL VILLANO EN UNA TERCER PELÍCULA DE SPIDER-MAN
ASÍ SE VE JENNIKA, LA QUINTA INTEGRANTE DE LAS TORTUGAS NINJA
¿LOS JAPONESES PLANEAN COMPRAR UN SWITCH LITE?
LASHANA LYNCH SERÁ LA SIGUIENTE 007
ANUNCIAN RESIDENT EVIL: TRIPLE PACK PARA NINTENDO SWITCH
NINTENDO HA REVELADO EL SWITCH LITE
NINTENDO SWITCH NO REEMPLAZARÁ AL 3DS
¿EL REMAKE DE FINAL FANTASY VII PODRÍA LLEGAR A XBOX ONE?
NETFLIX HARÁ UNA SERIE DE CUPHEAD
NINTENDO SWITCH ONLINE: REVELAN MAS JUEGOS PARA NES Y UNA NUEVA FUNCIÓN
CUPHEAD ALCANZA LAS 4 MILLONES DE COPIAS VENDIDAS
AVENGERS: ENDGAME SE VUELVE A REESTRENAR
LA PELÍCULA DE MORTAL KOMBAT YA TIENE A SU SUB-ZERO
SUPER MARIO MAKER 2 YA ALCANZÓ LOS 2 MILLONES DE NIVELES CARGADOS
TUROK REGRESA DE LA FORMA MÁS CHIBI POSIBLE
HENTAI HAVEN Y FAKKU SE VAN A LA GUERRA
CREADOR DE NO MAN'S SKY ACONSEJA A EA Y BETHESDA SOBRE SUS MALOS LANZAMIENTOS
LAS CONSOLAS SON PRIORIDAD PARA CYBERPUNK 2077
HELLO KITTY LLEGARÁ A ANIMAL CROSSING... PERO AL DE MÓVILES
CINEMA SCORE LE DA UNA GRAN CALIFICACIÓN A SPIDER-MAN: FAR FROM HOME
ASI SE VERÁ SINDEL EN MORTAL KOMBAT 11
LA LOCALIZACIÓN ES MÁS CARA DE LO QUE UNO PENSARÍA
NUEVO TRAILER LIVE ACTION DE MULAN
POR ESTA RAZÓN SE RETRASÓ EL DLC DE CUPHEAD
¿POR QUÉ NO HUBO CAMEO DE STAN LEE EN FAR FROM HOME?
EL SERVICIO ONLINE DE NINTENDO SWITCH YA TIENE MAS DE 10 MILLONES DE USUARIOS
EL DIRECTOR DE A WAY OUT NOS REVELA SU GOTY DEL 2018
DE LA NADA CAPCOM ANUNCIA JUEGO DE CARTAS ESTILO HEARTHSTONE
FILTRACIÓN APUNTA A QUE THE LAST OF US PART II LLEGARÁ EN FEBRERO 2020
NI EN KONAMI SABIAN QUE PES IBA A SER REEMPLAZADO POR DETROIT
DISNEY Y SU NUEVA MINA DE ORO: LOS LIVE-ACTION
AKIRA TENDRÁ UNA EDICIÓN EN 4K, NUEVA PELÍCULA Y SECUELA
PRODUCCIÓN DEL NINTENDO SWITCH SE MUEVE A VIETNAM
GAMEPLANET ABSORBERÁ A GAMERS
LOS COMICS DE THE WALKING DEAD LLEGARÁN A SU FIN
TOP 10 MANGAKAS EN JAPÓN
BLOODSTAINED EN SWITCH ESTÁ VENDIENDO MÁS QUE EN PS4 Y XBOX... AL MENOS EN EL REINO UNIDO
LOS 10 JUEGOS MEJORES VENDIDOS DE SWITCH EN EE.UU.
FANS EXIGEN LA RENUNCIA DE JUNICHI MASUDA
LAS TORTUGAS NINJA TENDRÁN UNA NUEVA INTEGRANTE
YA HAY ACTRIZ PARA ARIEL EN EL LIVE-ACTION DE LA SIRENITA
TENEMOS MALAS NOTICIAS PARA LOS QUE DESEAN JUGAR SHENMUE III EN STEAM
NETFLIX REVELA LAS IMÁGENES DE SU NUEVO DRÁCULA
QUENTIN TARANTINO PODRÍA RETITARSE ANTES DE LO ESPERADO
A ELECTRONIC ARTS LE CUESTA CREER QUE ELLOS “SOLO SON UN MONTÓN DE PERSONAS MALAS”
EL DLC DE CUPHEAD ESTRENA TRAILER; SE VA HASTA 2020

De una novela 

Review Metro ExodusDicen que la inspiración puede venir de absolutamente cualquier lado, sobre todo de otros medios de entretenimiento que no necesariamente tengan mucho que ver con la obra que el autor está intentando representar. En 2010, los ucranianos de 4A Games convencieron al extinto THQ de hacer un FPS bajo el nombre de Metro 2033 basado en la novela del mismo título del escritor ruso, Dmitry Glukhovsky, quien ocho años antes, había liberado su obra en un sitio web para que cualquiera la pudiera disfrutar sin pagar un solo centavo. El resultado final de este primer juego fue distinto a todo lo que había allá afuera en aquel entonces, formando una sólida base de fans que terminaron por darle paso a una trilogía que en este 2019 está viendo su conclusión. Metro Exodus es justamente la culminación de la visión de un estudio ubicado en una parte del mundo de donde no suelen salir producciones de este tipo, y a pesar de que en efecto, uno de los objetivos de este nuevo producto es el de cautivar a nuevas audiencias, en ningún momento se olvida de los elementos que hicieron tan especial a la serie en un inicio.

Describir a los juegos de Metro puede ser más complicado que solo decir que estamos frente a FPS con elementos de supervivencia. La realidad es que estos títulos tienen tintes sumamente especiales en todo nivel, desde la forma en la que se juegan y están construidos sus escenarios, hasta su profunda atmósfera y extraña narrativa. El ADN de Europa del este está impreso en cada uno de los rincones de las tres entregas de esta franquicia, pues a pesar de que 4A Games toma ideas muy marcadas de cómo es que se trabaja el género en occidente, en todo momento se nota una hechura muy especial digna de la región de donde es el estudio encargado. Con Metro Exodus, vemos una madurez importante en temas de diseño y de producción en general, entregándonos un videojuego sumamente sólido en casi todos sus apartados que intenta algunas nuevas cosas pero que principalmente, busca complacer a quienes hemos seguido a la saga desde que arrancó hace casi una década.

El gran viaje

Al estar basados en una novela que a su vez, ha tenido sus secuelas, la narrativa, desde un inicio, ha jugado un papel sumamente importante en los juegos de Metro, presentándonos hechos muy marcados y fáciles de identificar gracias al buen desarrollo de personajes, esto en medio de un contexto brutalmente oscuro y hasta siniestro del cual, muchas veces solo las personas que nacieron en países como Rusia o Ucrania, son capaces de llevar a cabo en obras de entretenimiento. Lo anterior me parece justo y hasta necesario. Todo medio requiere de que la diversidad cultural presente nuevas y mejores cosas y a mi parecer, es algo sumamente valioso que actualmente podamos decir que partes del mundo en donde la creación de videojuegos no es algo común, comiencen a dar producciones de mucho mayor envergadura.

Metro Exodus_20190209080116

La historia de Metro Exodus se ubica en el año 2036, dos años después del fuerte final que vimos en Metro Last Light. La población de Moscú sigue sobreviviendo con las uñas en los túneles del metro después de la guerra nuclear que devastó al mundo 23 años atrás. De nueva cuenta se nos pone en los zapatos de Artyom, protagonista de los otros dos juegos que ahora, busca romper para siempre con la idea de crear una sociedad basada en el miedo que solo busque seguir con vida y nada más.

Debido a esta obsesión que lo invade, Artyom comienza con expediciones cada vez más constantes y peligrosas fuera de la seguridad del metro moscovita, pues está completamente seguro de que allá afuera, hay más sobrevivientes y una mucho mejor vida. Por cierto suceso que no te revelaré para no hacerte spoilers, un grupo de los Spartan Rangers no tienen más opción que seguir al protagonista para embarcarse en un largo y extenuante viaje hacia el este abordo de una locomotora que bautizan como la Aurora, que de ahí en adelante, se convertirá en hogar de todos los personajes que nos acompañan en la travesía.

La narrativa de Metro Exodus se desarrolla a lo largo de un año, comenzando en el crudo invierno de Moscú y pasando por las diferentes estaciones conforme nos vamos moviendo a lo ancho de Rusia. A pesar de que cualquier persona que no haya jugado ni Metro 2033 ni Metro Last Light puede entrar a Metro Exodus y entender mayormente lo que está pasando con su historia, la realidad es que estamos frente a una tercera parte que da por hecho que entendemos muchas situaciones del contexto general y detalles específicos de las relaciones interpersonales entre algunos de sus personajes, sobre todo lo que pasa en la relación entre Artyom y Anna. Definitivamente recomiendo haber jugado los dos primeros Metro antes de adentrarte en Exodus, sin embargo, como te comento, tampoco es como que no vayas a entender absolutamente nada lo que está pasando si eres nuevo.

Metro Exodus_20190210090833

Me parece que la idea de sacarnos de Moscú y de su tétrico metro para esta tercera parte era algo inevitable. Desde que arranca la saga, se te hacen guiños de que los sobrevivientes no estarán bajo tierra siempre. Metro Exodus, en términos de historia, hace un gran trabajo en esta compleja transición, pues se toma un montón de libertades que no habíamos visto en sus dos antecesores, presentándonos un relato sumamente interesante, emocionante y que claro, seguro dejará sobre la mesa varios temas de discusión para los fans. 

No todo es perfecto, pero la manera en la que 4A Games lleva los hechos mayores de la historia de los protagonistas y a la vez, nos cuenta qué ha pasado durante todo este tiempo con las distintas regiones que recorremos, es algo de destacar, porque sí, siempre que llegas a un nuevo lugar dentro de Metro Exodus, verás que el tiempo siguió su curso y que sus habitantes de todo tipo, tomaron caminos bastante inesperados y distintos a lo que habíamos conocido de la vida en el metro.

Disparos y supervivencia 

Como te contaba al inicio de esta reseña, los juegos de Metro están basados en mecánicas clásicas de un FPS, es decir, tenemos una perspectiva en primera persona y nuestra principal interacción con el mundo que nos rodea, es a través de disparos; no obstante, estamos frente a experiencias bastante más complejas que esto y que desde que la serie inició, pusieron sus propias reglas, sobre todo cuando hablamos de mecánicas o elementos de supervivencia.

Metro Exodus_20190210093637

Lo primero que hay que decir es que Metro Exodus mantiene la personalidad de los controles que experimentamos en los dos títulos anteriores; es decir, estamos frente a un FPS en el que nuestros movimientos se sienten bastante más pesados que el promedio del género, esto con el principal objetivo de siempre hacernos sentir en peligro. En los Metro no eres todo poderoso y en la gran mayoría del tiempo, te encuentras muy vulnerable a agresiones enemigas repentinas. Lo anterior no quiere decir que tengamos un juego torpe o con malos controles, no, más bien tenemos un shooter en el que cada uno de nuestros disparos es significativo y que como en la realidad, accionar una de estar armas y acertar, no es algo trivial. Acostumbrarse cuesta un poco, pero créeme que cuando superas la curva de aprendizaje, todo hace mucho sentido.

La supervivencia es algo que no solo forma parte de la narrativa de Metro Exodus, sino que se incrusta directamente en sus mecánicas de juego. Además de que las balas son sumamente escasas, te deberás de preocupar por otros elementos como por ejemplo, los filtros y estado de tu mascara de gas. Algunas zonas, ya sea por radiación o gas venenoso, no podrán ser exploradas sin el uso de una mascara. Dicho aditamento cuenta con filtros que se gastan con el tiempo, esto sin mencionar que si recibes daño, el cristal se podría romper formando una fuga. En cualquiera de los dos casos, Artyom no tardará en ahogarse y claro, morir. Además, tenemos que nuestra salud no se recuperar automáticamente, debemos de usar medkits consumibles para sanar.

Lo anterior me lleva a contarte del sistema de crafting y mejora de armas y equipo. Así es, en Metro Exodus recolectas dos tipos de recursos que posteriormente te sirven para usarlos en las distintas estaciones de creación que te encuentras. De hecho, te diría que la gran mayoría de armamento y provisiones, tienen que ser fabricadas por ti mismo, ya que encontrar balas, filtros o medkits tirados en el mundo, suele ser bastante raro. Sumado a lo anterior, te tendrás que preocupar por darle mantenimiento a tus armas de manera regular, pues la suciedad del ambiente, provoca que sus stats bajen considerablemente, mientras que si tu mascara de gas fue dañada en combate, tendrá que ser reparada en una de estas estaciones siempre y cuando tengas los recursos a la mano.

Metro Exodus_20190209172916

Nuestras armas y equipo pueden ser mejoradas y modificadas con partes que nos encontremos en nuestros recorridos. Aquí es en donde más se percibe el sentimiento de progresión. Puede que inicies con un triste revolver que solo carga tres balas y que tarda mucho entre cada disparo, pero conforme avanzas e inviertes en dicha arma, verás cómo es que va progresando para convertirse en una espectacular herramienta de la cual, indudablemente te encariñas. La gran variedad de partes que hay para modificar estas piezas es sumamente destacada, generando que sientas que justamente estás usando una creación propia y muy única.

Granadas de fragmentación, bombas molotov, binoculares, visión nocturna, el clásico encendedor en forma de bala que sirve para quemar telarañas y hasta un rifle de presión que dispara balines y otras municiones, también forman parte del enorme abanico de opciones que Metro Exodus nos pone a la mano. La interfaz para cambiar y aprovechar todas estas piezas puede ser un poco confusa al inicio, sobre todo porque no respeta algunos de los estándares del medio, pero no estamos frente a algo que no funcione o que esté mal diseñado.

Del lado de los enemigos tenemos que Metro Exodus se centra mucho más en los enfrentamientos contra otros humanos, cosa que rara vez se daba en los pasados dos juegos. Creo que esta aproximación hace todo el sentido narrativo, pero hubiera preferido que se mantuviera por la línea más clásica de la serie. No me mal interpretes, los mutantes y bestias de varios tamaños y formas sí están presentes y siguen siendo sumamente imponentes, pero creo que en esta ocasión se les quitó algo de protagonismo. Igualmente me parece que se pudo haber hecho un mejor trabajo con la parte de la inteligencia artificial, la cual, suele ser un poco torpe y bastante predecible.

Metro Exodus_20190209080358

Desde que nació como saga, Metro intentó combinar elementos de un FPS tradicional, con cosas que más bien vemos en un juego de terror en el que debemos de sobrevivir antes que imponer condiciones sobre nuestros enemigos. Puede que algo como la “escasez de munición” en un juego en el que la principal mecánica es justamente disparar no haga mucho sentido en la teoría, pero en la práctica, créeme que funciona, pues el hecho de tener que estar cuidando tus disparos y pensar dos veces antes de adentrarte en un enfrentamiento directo, le dan un sabor sumamente especial a la experiencia que se mantiene muy presente en Metro Exodus, con todo que podría decir que de las tres entregas, ésta es en la que más acción vemos.

Escenarios abiertos que no pierden la esencia

Como todo medio de entretenimiento, los creadores de videojuegos muchas veces se ven forzados a seguir tendencias, algunas veces por razones meramente comerciales y en otras, con el objetivo de ampliar horizontes en cierta forma de diseño. Los mundos abiertos son toda una realidad y difícilmente los veremos irse pronto, por lo que cada vez es más común ver desarrolladores de todo tipo adoptando estas estructuras. Decir que Metro Exodus es un juego de mundo abierto como tal es completamente erróneo, pues a pesar de que añade algunos elementos de este “género”, la realidad es que se mantiene mayormente por la arquitectura lineal que vimos en sus dos antecesores.

Metro Exodus está separado por capítulos que sirven como eslabones para contarnos una historia. Ciertas secciones del juego son completamente lineales en las que debemos de llegar de un punto A a un punto B, normalmente cumpliendo una serie de objetivos sobre un teatro bien armado y orquestado, no obstante, como novedad para la serie, esta nueva entrega también nos presenta algunas áreas “abiertas” que podemos explorar con cierta libertad.

Metro Exodus_20190209171559

Dichas zonas cuentan con un buen tamaño que incluso podemos recorrer con la ayuda de un vehículo. En ellas, además de contar con un sistema de día y noche, tenemos clima dinámico que cambia cada determinado tiempo. Es verdaderamente impresionante ver a lo lejos una tormenta eléctrica y que unos minutos después, está esté sobre nosotros causando un chubasco que bloquea nuestra visibilidad. Por su parte, el tiempo del día también tiene efecto en quienes habitan estos mundos. Por ejemplo, de noche, los bandidos suelen estar apostados en sus campamentos haciendo que abordarlos sea más sencillo, pero las bestias serán más activas y agresivas cuando no haya sol.

Normalmente, estas zonas abiertas están pobladas por distintos puntos de interés como campamentos de bandidos o nidos de mutantes. La verdad es que más allá de poder recolectar algunos recursos, estos lugares no presentan nada interesante que valga demasiado nuestra atención. Sin embargo, también tenemos algunos objetivos secundarios o sidequests que puedes completar en el orden que quieras.  Aquí las cosas se llegan a poner un poco más interesantes, pero tampoco podríamos hablar de algo que de verdad cambie nuestra perspectiva del juego o que pueda ser comparado con lo que vemos en RPGs o verdaderos juegos de mundo abierto.

Metro Exodus_20190210101714

Lo que sí me ha encantado es que estas áreas de supuesta libertad pueden pasar de espacios sumamente grandes como una playa, a un búnker subterráneo sumamente compacto sin la necesidad de una pantalla de carga. Lo anterior genera que al menos estos espacios se sientan bien integrados, además de que su diseño en general, suele hacer mucho sentido, haciendo que movernos por ellos, sea bastante cómodo. Hablando de diseño, las partes que sí tienen que ver directamente con progresar en la historia, están perfectamente bien logradas, luciendo laberintos con un ingenioso diseño que en todo momento te recuerdan que las cosas dentro de estos espacios tienen una verdadera razón de ser.

Es complicado decir qué tanto ha cambiado la forma en la que jugamos Metro ésta idea de incluir grandes espacios explorables. Diría que más allá de impactar directamente en la fórmula de algo como Metro Exodus en comparación con sus antecesores, estamos frente a un añadido que se agradece pero que de ninguna manera es determinante en la forma en la que la experiencia se va desenvolviendo. De ahí en fuera y como te lo comentaba, el nuevo juego de 4A Games luce un sensacional diseño de niveles que hacen que cada enfrentamiento sea emocionante, y que recorrer un astillero o una ex base militar, sea interesante en todo momento.

Metro Exodus_20190210102502

Oscura y muy profunda atmósfera 

Si tuviera que elegir un elemento que hace a la serie de Metro algo completamente diferente a lo que hay allá afuera en los FPS, sin lugar a dudas diría que su atmósfera es lo que más la caracteriza. Desde Metro 2033, vimos a un 4A Games queriendo sumergirnos en el devastador mundo de este universo con fantásticos detalles que no se ven a diario y que claro, le dan un sabor sumamente especial a estos juegos. Afortunadamente y a pesar de las enormes libertades que se tomaron con Metro Exodus, de nueva cuenta se nos pone en medio de una experiencia que es completamente creíble y que en todo momento te envuelve.

A pesar de que en esta ocasión, finalmente salimos del metro para ver buscar nuevos lugares, ese sentimiento de claustrofobia combinada con humedad, podredumbre y un frío que te llega hasta los huesos, se encuentra sumamente presente a lo largo de toda la aventura de Metro Exodus. Gracias a la nueva versión el motor propio de 4A Games, vemos a este mundo en su mejor versión tanto en lo visual, como en lo auditivo. Los efectos de respiración y suciedad que se aprecian cuando estamos usando la máscara de gas, probablemente solo se vean superados por la enorme cantidad de partículas que se alcanzan a apreciar en el ambiente cuando un rayo de luz atraviesa por alguna de las estructuras en las que nos encontramos.

Metro Exodus_20190209175108

El modelado y animación de los personajes es sumamente buena, mientras que en los escenarios y partes movibles de cosas como nuestras armas, vemos una atención al detalles muy importante que muchas veces solo se puede percibir en súper producciones AAA. Mismo caso del sonido ambiental, el cual, cumple totalmente con su cometido de envolvernos en este tétrico contexto del que formamos parte. Sí, la tensión está a la orden cada vez que das un paso.

Por su misma complejidad, Metro Exodus no está exento de presentar algunos bugs y glitches que sí llegan a sacarte de la experiencia que estás teniendo. No es como que estén sucediendo todo el tiempo, pero cuando pasan, sobre todo con las físicas, es imposible no ignorarlos y ver cómo es que el bello teatro se viene abajo por momentos. Del lado técnico, tenemos que el juego puede correr en una resolución hasta de 4K nativa y 60 cuadros por segundo en PC y Xbox One X. En PS4 Pro tenemos un escalado a 4K bastante bueno, mientras que en consolas estándar, el título corre a un framerate muy estable en 1080p. Otro defecto técnico es que cuando cargas alguna de las zonas abiertas, el tiempo de espera puede ser verdaderamente extenso.

Algo que seguramente llamará mucho la atención de quienes jugaron los dos últimos títulos de la serie es la forma en la que se movió la dirección de arte. Al estar en distintas regiones y diferentes épocas del año, la paleta de colores de Metro Exodus expande mucho lo que se había visto en la serie hasta el momento. Si bien podríamos decir que los negros y grises siguen siendo dominantes, también podemos apreciar tonalidades mucho más cálidas que al inicio sí brincan un poco pero que terminan por funcionar. El trabajo en este apartado igualmente es sumamente bueno.

Metro Exodus_20190210104443

La presentación de Metro Exodus cumple en todo sentido. Me resulta muy llamativo que incluso en estos tiempos, un estudio como 4A Games siga apostando por el uso de su propio motor gráfico, el cual, sin duda, está a la altura de los estándares actuales. De igual forma, las libertades que se tomaron en términos de dirección artística, permitieron que la serie nos mostrara un rostro que no nos había tocado ver, al punto de mostrar una torcida versión de la belleza de un mundo decadente. Por cierto, el juego viene con un sencillo, pero bien logrado modo fotografía que seguro te encantará explorar.

Una serie que merece más atención

Siempre es doloroso ver los caminos que la industria está tomando en términos de verdaderos mercados masivos. Claro que lo anterior no quiere decir que los nichos se vayan a desatender ni nada por el estilo, sin embargo, sigue siendo llamativo que algunas series o títulos en especifico, pongan sobre la mesa ideas tan frescas que solo unos pocos voltean a ver. Entiendo perfectamente que el concepto de un FPS postapocalíptico desarrollado en Ucrania no sea del todo atractivo, pero también creo firmemente en que como entusiastas de un medio que se está moviendo en tantas direcciones, tenemos la responsabilidad de explorar propuestas que podamos sentir ajenas, pues al menos en casos como en los de Metro, te sueles llevar sorpresas sumamente gratas en todos los sentidos.

Metro Exodus es la culminación de una visión que merecía mucha más atención de la que ha recibido. Su apasionante narrativa, gameplay bien logrado, diseño de niveles sobrio y al grano, y sobre todo, profunda atmósfera que te envuelve como pocas cosas, lo convierten en uno de los imperdibles de esta temporada. Claro que reitero mi recomendación de que juegues primero Metro 2033 y Metro last Light (los puedes encontrar juntos y remasterizados para consolas de actual generación en el paquete de Metro Redux) antes de entrar a esta tercera parte, la cual, debería de estar dentro de tus prioridades si le has seguido la pista a la serie en estos últimos años. Fabuloso trabajo de 4A Games y creo, uno de los mejores títulos que veremos al menos en esta primera mitad del año.

Alberto Desfassiaux
Editor en Jefe de Atomix. No me gustan los videojuegos... ¡adoro los videojuegos!