Advertisement

Review – Xenoblade Chronicles: Definitive Edition

TRENDING

Operation Rainfall

Review Xenoblade Chronicles Definitive EditionUltimamente, la voz de los llamados “gamers” se ha convertido en uno de los aspectos más negativos y agrios de todo este maravilloso medio, formando fuertes campañas de odio sin ninguna clase de justificación ni sentido contra diferentes producciones. Esto, por supuesto, nos habla mucho del estado actual de la sociedad y cómo es que ésta busca constantemente válvulas de escape por todos lados sin importar la manera en la que se pueda afectar el trabajo y vida de otras personas. Si uno revisa la historia, te puedes dar cuenta de que este terrible fenómeno en realidad es bastante nuevo, pues hace unos cuantos años, esa misma voz tenía un rostro completamente distinto y lograba que las compañías hicieran realidad eventos que parecían imposibles. Ejemplo de lo anterior fue la famosa Operation Rainfall, iniciativa de fans que consiguió que tres fabulosos RPGs del Wii que no estaban considerados para nuestra región, llegaran completamente localizados, estamos hablando de The Last Story, Pandora’s Tower y claro, el legendario Xenoblade Chronicles.

Éste último fue el que rápidamente se comenzó a ganar un lugar muy especial entre los entusiastas de los juegos de rol japonés, pues cargaba con un importante pedigree al básicamente ser el renacimiento de la llamada Xeno Saga de Tetsuya Takahashi que, a finales de los años noventa nos volaba la mente a todos en aquella era dorada de los RPG en el PlayStation. Sí, definitivamente podríamos considerar que Xenoblade Chronicles forma parte de esa realeza dentro del género, esto gracias a la manera tan especial en la que vino a plantear una aproximación completamente diferente en temas de combate y narrativa, enamorándonos profundamente de su mundo y personajes. Por su propia naturaleza, su tiraje en el Wii después de haber sido lanzado en  abril de 2012 en nuestra región, fue sumamente limitado, generando que muchos se lo perdieran. Luego del mal logrado port de New Nintendo 3DS, finalmente ha llegado la Xenoblade Chronicles: Definitive Edition al Switch, la cual, definitivamente le hace honor a su nombre.

¿Qué es Xenoblade Chronicles?

Antes de pasar a contarte de manera puntual qué es lo que agrega y mejora esta Definitive Edition, creo que es importante definir de manera clara qué es Xenoblade Chronicles, pues estoy completamente seguro de que para muchos será su primera vez con este juego o incluso con la saga. 

Como te comentaba, Xenoblade Chronicles nace de los llamados juegos de la Xeno Saga, una franquicia de RPGs que luego de siete juegos entre 1998 y 2006, fue apagada por completo porque en realidad, nunca tuvo un despegue comercial. No me mal interpretes, la serie es sumamente importante para los juegos de rol japoneses y sus aportes artísticos son invaluables, sin embargo, nunca encontró su mercado fuera de la isla nipona. Al momento de que Nintendo adquiere a Monolith Soft, se plantea la idea traer de regreso a la saga bajo un nuevo concepto, mismo que ya había sido concebido por el propio Takahashi bajo el nombre de Monado: Beginning of the World. Nintendo quedó fascinado con la idea y decide financiar el nuevo juego de Monolith, solo que le agrega el término “Xeno” y “Blade” para honrar el trabajo de Takahashi, además del de “Chronicles” por temas de mercadeo y así nace “Xenoblade Chronicles”.

2020051820353600-8625352D7931559E8BE3042D46DE9738

Pero bueno, a todo esto ¿qué tipo de videojuego representa Xenoblade Chronicles? Para no hacerte la historia tan larga, te cuento que estamos frente a un muy denso RPG. Sí, este es un título que definitivamente no está pensado para novatos o jugadores nuevos del género. Xenoblade Chronicles representa toda esa complejidad que a muchos siempre ha alejado de esta forma de videojuego. La cantidad de piezas que se están moviendo alrededor de todas sus mecánicas, es verdaderamente abrumante y generalmente provoca bastante confusión hasta entre los más experimentados. A pesar de contar con tutoriales muy claros, es fácil que pases algo por alto y no entiendas por qué es que no estás jugando bien. Si a todo esto le agregas un gigantesco mundo e historia que al menos te tomará unas 90 horas completar, tienes como resultado el estereotipo de JRPG sumamente complicado de digerir.

No me quiero clavar demasiado en cómo es que Xenoblade Chronicles se comporta como RPG, pues esta es una reseña de su Definitive Edition, no del título base como tal. Sin embargo, te puedo decir que estamos frente a un juego que viene a poner sobre la mesa ideas de combate completamente frescas y nuevas. No, no estamos frente a un RPG por turnos tradicional, pero tampoco estamos ante uno de acción. La forma en la que funciona el juego dista por completo de cualquiera de sus similares. Es por eso que cuando uno ve gameplay en un video sin tener contexto, simplemente no entiendes nada de lo que está sucediendo en una batalla.

En Xenoblade Chronicles tomas el control de una Party de hasta tres personajes, no obstante, solo estás en control directo de uno de ellos. Nuestro individuo lanza ataques regulares de manera automática siempre y cuando esté a distancia aceptable del enemigo. Nuestro trabajo como jugadores más bien llega al momento de ordenar cuándo y cómo utilizar sus diferentes artes o ataques especiales. Estos movimientos tienen un cool down y algunas veces condiciones para poder ser utilizados de nuevo, además de que suelen generar diferentes efectos. La manera, y sobre todo el orden en la que los ejecutas, resultará ser crucial para obtener o no la victoria. 

2020051912513500-8625352D7931559E8BE3042D46DE9738

Todo esto me lleva al tema de los ataques en cadena. La afinidad de nuestra Party es un elemento muy importante. Cada vez que aciertas un golpe de manera correcta, éste stat sube y en cierto punto te permite hacer un ataque en cadena, en donde tienes que ir ordenándole a cada miembro de tu equipo qué arte utilizar. Lo interesante es que para que todo este proceso sea verdaderamente efectivo, tus ataques deberán de hacer sentido entré sí; es decir, si comienzas con movimiento que hace daño físico, lo mejor será acompañarlo por otros dos que tengan el mismo tipo de daño. También tenemos que para por ejemplo, aturdir a un enemigo, deberás de utilizar una serie de artes que sean afines. Sí, es un juego en el que la estrategia lo es todo y en el que debes de entender muy bien sus reglas si es que quieres progresar.

¿Te suena complicado? Me sorprendería sino fuera así. Claro que quien ya disfrutó de Xenoblade Chronicles 2, entenderá de mucho mejor manera de lo que estoy hablando. Lo anterior justo me lleva a varios de los cuestionamientos más constantes “¿Le puedo entrar a Xenoblade Chronicles si solo jugué el dos?” O “¿es buena idea jugar ahora Xenoblade Chronicles si nunca he probado la serie?” Vamos por partes. Si jugaste Xenoblade Chronicles 2 y te gustó, la respuesta entonces sería sí, definitivamente tienes que jugar Xenoblade Chronicles: Definitive Edition, te va a encantar. A pesar de que el combate es similar, no es completamente igual. El de este título puede ser más difícil de entender que el de su secuela, el cual podía ser más claro sobre cómo es que funcionaba su también compleja maquinaria. 

Pasando a la segunda pregunta te diría que te fueras con cuidado pues como te lo comentaba, estamos frente a un muy denso RPG. Si tienes experiencia con el género y tienes el humor de aprender muchas, pero muchas cosas nuevas, seguro que te gustará. Si por el contrario, no sueles jugar títulos de rol y todo el tema de pasar una fuerte cantidad de tiempo leyendo complicados tutoriales y entendiendo por ti mismo cómo es funcionan muchas de las partes del juego, creo que sería mejor idea que te mantuvieras alejado, pues puede que te topes con una gran pared de frustración que te haga pasar un mal rato. Xenoblade Chronicles es y sigue siendo un título para jugadores avanzados.

2020051917502600-8625352D7931559E8BE3042D46DE9738

También es muy importante que tengas en cuente que como franquicia, Xenoblade Chronicles se asemeja mucho a Final Fantasy o a The Legend of Zelda. Esto lo digo porque en realidad, no existe una relación directa entre sus juegos. Claro que comparten elementos y mitologías, pero en realidad son productos independientes, por lo que no importa mucho por dónde empieces.

De lado de la historia, Xenoblade Chronicles nos presenta un relato sumamente épico del cual es muy complicado no enamorarse, esto gracias a una consistencia muy bien lograda y a un desarrollo de personajes que rara vez se ve dentro del medio. Aquí tomamos el control de un joven llamado Shulk, el cual, por razones desconocidas al inicio, tiene el poder de controlar un arma legendaria conocida como la Monado, la cual, es la única respuesta que la humanidad tiene contra una raza de máquinas llamada Mechons que la quiere exterminar. El conflicto se remonta a miles de años atrás en donde dos titanes que básicamente son los mundos en los que vivimos, se enfrentaron en una batalla a muerte. Puede que el argumento te suene poco original, sin embargo, te aseguro que la forma en la que se va construyendo, cuenta con una personalidad muy única y disfrutable.

Mejoras sustanciales en todos los apartados

Ahora sí, ya que hemos descrito de manera bastante general qué tipo de videojuego es Xenoblade Chronicles, me parece que es prudente pasar a hablar mucho más a profundidad de los cambios y modificaciones que esta Definitive Edition nos pone enfrente, mismos que están principalmente enfocados en temas de presentación y de Quality of Life para hacer que nuestros recorridos por estos escenarios masivos, sean un poco más llevaderos.

Comencemos por lo que probablemente, es lo que más le interesa a la mayoría: la presentación visual y sonora de Xenoblade Chronicles: Definitive Edition. Después de lo malos resultados que se tuvieron en el New 3DS, la expectativa por finalmente tener una versión verdaderamente mejorada de esta fabuloso RPG, era bastante alta. Me alegra decirte que los objetivos se han cumplido con creces, aunque creo que deberías de tener muy en cuenta un par de cosas que te presentamos a continuación para que no te formes una idea equivocada del tipo de producto que estarás recibiendo.

2020051916214600-8625352D7931559E8BE3042D46DE9738

Al menos a mi entender, Xenoblade Chronicles: Definitive Edition es una remasterización de un juego lanzado originalmente en 2010 en Japón. Lo que te quiero decir con esto es que no estamos frente a un tratamiento mucho más profundo que le pudiera dar el título de remake. La geometría general del juego, texturas y animaciones, siguen siendo las mismas que la del título original, esto sin mencionar que toda su estructura, gameplay de demás elementos, también se mantienen intactos. Lo que se hizo con esta nueva versión fue un excelente trabajo de escalado en alta definición, así como una regrabación de su increíble música y la adición de mejoras de interfaz de las cuales te hablaré más adelante.

Entendiendo que seguimos frente a un juego de 2010, te cuento que Xenoblade Chronicles: Definitive Edition corre a 30 cuadros por segundo muy estables y a una resolución de 720p cuando tienes el Switch en modo TV conectado al dock. A pesar de que en efecto, tenemos modelados que actualmente podríamos considerar sencillos, las gráficas del juego en general lucen sensacionalmente bien, con colores brillantes y bordes muy nítidos. Cuando cambias al modo portátil, el desempeño del juego se mantiene de muy buena forma, es decir, los cuadros por segundo siguen en 30 incluso en momentos de mucha acción. Lo que sí llega a sufrir es el tema de la resolución, la cual, claramente no es de 720p (algunas fuentes aseguran que la resolución es de 540p). No sé exactamente cuál sea, pero sin duda es más baja, pues se nota una imagen algo borrosa. Nada demasiado dramático, pero creo que Xenoblade Chronicles: Definitive Edition está pensado para jugarse en la tele más grande que tengas en tu casa.

Sí, las animaciones súper acartonadas de la época se mantienen y en más de una ocasión te tocará ver geometría no tan compleja y texturas poco detalladas, pues te repito, estamos frente a una remasterización de un juego lanzado originalmente hace 10 años. Hablando de remasterización, te cuento que toda la música fue grabada desde cero y el resultado es impresionante. De por sí, Xenoblade Chronicles ya era súper destacado en este apartado, pero ahora, todo se escucha mucho mejor. Es un verdadero deleite escuchar cualquiera de las múltiples piezas que acompañan a esta épica aventura. 

2020052218420200-8625352D7931559E8BE3042D46DE9738

Pasando a las múltiples mejoras de calidad de vida que nos llegan con Xenoblade Chronicles: Definitive Edition, me gustaría hablarte de la que más he disfrutado, el quest tracker. Xenoblade Chronicles es un juego abrumante no solo por su complejo sistema de combate e imponentes escenarios, sino también por la gigantesca cantidad de sidequests que se nos presentan. A lo largo de tu aventura, te toparás con decenas de NPCs que te encargarán todo tipo de tareas. En la versión original del juego, era una verdadera pesadilla mantener registro de qué es lo que necesitabas para completar estas importantes tareas que además de darte recursos e ítems, te otorgan importante experiencia que sirve para no tener que grindear tanto. Pues bien, ahora, de manera automática, en el mapa se te marca en dónde está lo que necesitas para completar esas asignaciones, incluso se te pone una línea punteada en el mini mapa para saber por donde ir. Igualmente es muy simple cambiar entre el side quest que tengas activo, y el de la historia principal.

Puede que para algunos esto le quite algo de sentimiento de aventura a la experiencia, pero creo que se tenía que hacer algo en temas de interfaz para que fuera mucho más manejable la administración de tantas tareas. Al menos para mi, ha sido sumamente cómodo aceptar todos los quests que se tengan disponibles sin el temor de olvidarlos, pues ahora el juego se encarga de decirme qué monstruos tengo que eliminar para conseguir esos materiales que se me están pidiendo, por ejemplo.

2020052218411300-8625352D7931559E8BE3042D46DE9738

Siguiendo con tema de mapas y de interfaces, ahora tenemos que con el presionar el análogo izquierdo del control, puedes desplegar una versión amplificada de una parte de la zona en la que te encuentras. Esto hace mucho más simple la navegación y te ahorra el tener que estar abriendo el menú constantemente para ver el mapa. Por cierto, los tiempos de loading cuando haces fast travel, son prácticamente inexistentes. La verdad quedé muy impresionado. De su lado, tenemos menús que fueron repensados y rediseñados en varias de sus partes para que controlar los complejos sistemas de Xenoblade Chronicles, sea una tarea mucho más sencilla. El autorun también hace acto de presencia y si bien, no es una funcionalidad que yo usé, estoy seguro que algunos agradecerán que Shulk pueda correr automáticamente.

En el combate también tenemos mejoras de mucha importancia. Si bien, dicho aspecto del juego se mantiene idéntico en esencia, ahora se agregaron asistencias que en mi opinión, eran completamente necesarias. El uso correcto de las artes en Xenoblade Chronicles también depende mucho del posicionamiento en el que estés, por ejemplo, le back slash de Shulk hace mucho más daño y sube la afinidad de nuestro equipo si se ejecuta justo cuando estamos en las espaldas de un enemigo. Ahora, en la Definitive Edition, un símbolo de admiración se coloca en el arte que debemos de usar dependiendo del punto en el que estemos en batalla, además de que aparece un letrero que dice “Chance”. Estos es de muchísima ayuda, sobre todo con aquellos enemigos a los que era más difícil saber cuál era su parte trasera y cuál la delantera. Otro gran detalle es que normalmente antes de un enfrentamiento importante, el juego te pregunta si quieres cambiar a algún miembro de tu Party. 

Si te vuelves adicto a las batallas en Xenoblade Chronicles: Definitive Edition, cosa que no me sorprendería, te alegrará saber que se añadieron retos adicionales llamados Time Attack. En ciertos puntos del mapa, te toparás con iconos especiales que te transportarán a una arena en la que existen diferentes retos para acabar con una serie de enemigos antes de que se acabe el tiempo.

2020052017522700-8625352D7931559E8BE3042D46DE9738

Ya para terminar, Xenoblade Chronicles: Definitive Edition luce ítems estéticos. Sabemos que uno de los problemas del juego original es que muchas veces, por cargar el equipo que mejor le hacía a nuestros personajes, estos lucían combinaciones de armaduras, ropa, etc, bastante bizarras. Ahora, es posible colocarle objetos que solo impactan sus stats pero que no afectan su aspecto visual y viceversa. 

Puede que mi única queja real sobre todos los cambios que tenemos en Xenoblade Chronicles: Definitive Edition, es que en el Gallery Mode no se te da la opción de escuchar  por separado el maravilloso soundtrack del juego. De ahí en fuera, creo que se hizo un gran trabajo al mejorar la experiencia en las áreas que definitivamente tenía que mejorar, haciendo que en efecto, se sienta como la edición definitiva de este RPG.

Un futuro conectado

Por supuesto que otra de las grandes dudas sobre Xenoblade Chronicles: Definitive Edition tiene que ver con qué tan atractivo podría ser para quienes ya pasaron decenas de horas en cualquiera de las versiones pasadas del juego de Monolith Soft. Pues bien, como ya te lo comenté, en realidad estamos frente a exactamente el mismo juego que debutó en el Wii, sin embargo, viene con contenido extra que probablemente lo vuelvan muy atractivo para algunos. Estoy hablando de Future Connected, expansión que podría ser considerada el equivalente de Torna: The Golden Country que vimos para Xenoblade Chronicles 2.

Future Connected es un epílogo de Xenoblade Chronicles, es decir, es una historia que arranca casi justo después del final del relato del juego principal. Es muy, pero muy importante que no vayas a intentar consumir este contenido si no has acabado la historia principal antes, pues en efecto, es posible acceder a él sin la necesidad de jugar la campaña, esto claro, teniendo en mente que probablemente, muchos jugadores no quieran volver a pasar toda esa aventura de casi 100 horas o más de duración.

1280×720

Cuando comienzas con Future Connected, se te presenta una recapitulación en video de los hechos que acontecieron en Xenoblade Chronicles, con todos los spoilers que te puedas imaginar. Por esto te repito, no es nada recomendable jugar esto sin haber completado primero el juego principal. Otra duda que me gustaría despejar de una buena vez, es la que tiene que ver con que si es posible transferir tu progreso de la campaña a esta expansión. La respuesta es no, a excepción de lo ítems estéticos. En Future Connected arrancas en nivel 60 con todas las artes y habilidades desbloqueadas, por lo que también esto podría ser súper contraproducente para los nuevos, pues el contenido asume ya sabes jugar Xenoblade Chronicles. Lo que te quiero subrayar con esto es que esta expansión es casi completamente independiente del título principal.

Dejando de lado todo lo anterior, tenemos que en Future Connected se nos presenta un área completamente nueva llamada Bionis Shoulder (justamente es el hombro del titán que recorremos) y que en Xenoblade Chronicles era inaccesible, de hecho, representantes de Monolith revelaron que la idea original es que esta zona sí estuviera en el juego principal, pero que por diferentes razones fue recortada.  El diseño de este lugar es muy similar al de los otros que ya vimos, solo que tiene la peculiaridad de que no está dividida en niveles como tal. En el mapa todo se presenta como una planicie, lo cual, creo que invita un poco más a la exploración. Algo que sí me hubiera gustado es que nueva flora y fauna hubiera sido introducida y no que solo fuera poblada con criaturas que ya conocemos.

XenobladeFutureconnect4

De la historia no me gustaría contarte demasiado, pues de verdad es muy fácil arruinarte varias sorpresas tanto de Xenoblade Chronicles, como de Future Connected, pero te puedo contar que el relato está principalmente centrado en Melia y en cómo es que sus acciones afectaron al final del juego principal. Sobre el título de esta expansión ha habido muchísima especulación complemente entendible, pero creo que lo mejor es que descubras por ti mismo qué tiene que ver ese “Futuro Conectado”. ¿Qué hay sobre su duración? Pues es muy similar a la de Torna: The Golden Country, es decir, en un recorrido normal, te tomará entre 15 y 20 horas completarlo, lo cual me parece una extensión bastante adecuada.

En el combate tenemos que todo también está prácticamente intacto, aunque se hizo un cambio muy agradable. En lugar de los chain attacks, ahora tenemos algo llamado Union Strikes. Estos movimientos especiales que se comportan de manera muy similar a los ataques en cadena, solo que ahora son ejecutados por una serie de Nopons que puedes ir reclutando por medio de divertidos side quests a lo largo y ancho de la nueva zona de Future Connected. Cada Nopon tiene una diferente clase y entre más tengas de ellos, más devastadoras son tus agresiones. Nada tan especial, pero sin duda un cambio interesante.

EUPvF8QXQAEHzcz

La pregunta del millón ¿vale la pena comprar Xenoblade Chronicles: Definitive Edition si solo me interesa jugar Future Connected? Complicado cuestionamiento sin duda. Pues si jugaste y pagaste por Torna: The Golden Country, expansión independiente de Xenoblade Chronicles 2  que se sigue vendiendo a preció casi completo, pues sabes bien más o menos a qué atenerte. A mi parecer, Future Connected es un sensacional añadido que sí aporta al ya de por sí gigantesco lore de Xenoblade Chronicles y claro, agrega varias horas extra a la titánica aventura. Espero que la descripción que te he presentado de este contenido en específico te sirva para decidir si es que estás en esta posición.

De esos juegos especiales

atomix-score-93Xenoblade Chronicles es de esos juegos que hacen época. Es de esas aventuras que se te quedan grabadas en la memoria para siempre y de las que es verdaderamente apasionante hablar cuando hay oportunidad. Formar parte de esta llamada realeza del RPG no es sencillo y creo que Monolith Soft lo consiguió hace 10 años, trayendo de vuelta a la vida a una saga que ya había forjado su propio legado. Sin duda alguna un clásico de este tamaño merecía recibir la manita de gato que se le dio y volverse más accesible para que quien no la disfrutó en su momento, lo pueda hacer en la comodidad de un Nintendo Switch. 

Xenoblade Chronicles: Definitive Edition es una oportunidad inmejorable para disfrutar de uno de los más grandes JRPG de todos los tiempos, seas nuevo a la serie o un veterano con muchas horas de vuelo. Lo anterior lo digo porque más allá del excelente trabajo que se hizo mejorando sustancialmente la presentación audiovisual de un juego originalmente lanzado en 2010, los encargados de este reedición entendieron perfectamente qué puntos se debían de modificar para que hacer más llevadera nuestra relación con un juego que consumirá decenas de horas de tu tiempo. 

Pleca-Amazon-OK

Alberto Desfassiaux
Editor en Jefe de Atomix. No me gustan los videojuegos... ¡adoro los videojuegos!