Review – Starlink: Battle for Atlas

TRENDING

FALLECIÓ STAN LEE, LEYENDA DE LOS CÓMICS
LOS NOMINADOS A THE GAME AWARDS 2018
NINTENDO GANA MILLONARIA DEMANDA CONTRA SITIOS ROM
REVIEW – SPYRO REIGNITED TRILOGY
LO QUE COSTARÍA EL PLAYSTATION CLASSIC EN MÉXICO
PRIMER TRÁILER DE LA PELÍCULA DE DETECTIVE PIKACHU
NUEVO E INCREÍBLE COMERCIAL DE SUPER SMASH BROS. ULTIMATE
DESCUBREN PATENTE DE CONTROL TOUCHSCREEN DE SONY
FEATURE – PHIL SPENCER: DE MIRA HACIA EL FUTURO DE XBOX
MICROSOFT ADQUIERE A LOS ESTUDIOS DE INXILE Y OBSIDIAN
EL SWITCH NO TENDRÁ TODOS LOS ÉXITOS DE NINTENDO
NINTENDO NO TIENE PLANES DE MATAR AL 3DS
CONFIRMAN NUEVO Y MUY MEXICANO SPLATFEST
NUEVO COMERCIAL DE SUPER SMASH BROS. ULTIMATE
SQUARE ENIX REPORTA MILLONARIAS PÉRDIDAS
NUEVAS FUNCIONES DEL PLAYSTATION CLASSIC
YA ESTÁ DISPONIBLE LA APP DE YOUTUBE EN SWITCH
SONY LANZÓ NUEVA VERSIÓN DEL PS4 PRO
REVIEW – ASTRO BOT: RESCUE MISSION
CORRE A DESCARGAR LOS DEMOS DE PERSONA 3 Y PERSONA 5: DANCING
¿MÁS REEDICIONES DE JUEGOS DE FINAL FANTASY VII?
NINTENDO YA ELIGIÓ A LOS PERSONAJES DLC DE SUPER SMASH BROS. ULTIMATE
BORRARÁN REFERENCIAS RACISTAS DE SUPER SMASH BROS. ULTIMATE
LOS JUEGOS DE NES QUE LLEGARON AL SWITCH
ACUSAN A MR. GAME & WATCH DE SER RACISTA EN SUPER SMASH BROS. ULTIMATE

A las estrellas

Review Starlink Battle for AtlasApostar por una nueva propiedad intelectual hoy en día es un movimiento arriesgado, sobre todo en lo comercial. Si a esto le sumas aventurarte por atacar a un mercado que recientemente demostró no tener viabilidad a largo plazo, tienes los ingredientes perfectos para que algo salga verdaderamente mal. A pesar de todo lo anterior, Ubisoft decidió darle luz verde al proyecto de Starlink: Battle for Atlas, encomendando la importante misión a pequeño equipo interno de su estudio en Toronto que, en poco tiempo, salió con una muy interesante idea de crear un juego de naves en un gigantesco mundo abierto y a la vez, intentar revivir a los famosos Toys to Life que Activision, Disney y Lego, sobreexplotaron hasta el cansancio hace poco tiempo. 

Como compañía, podríamos decir que Ubisoft no le había estado pasando tan bien gracias a malas decisiones a nivel directivo que derivaron en productos sumamente deficientes de sus más reconocidas franquicias y que claro, terminaron por dañar su imagen en distintos niveles. Dicha situación se ha venido revirtiendo poco a poco en los últimos tres o cuatro años, pues parece que finalmente han comprendido que morder más de lo que pueden masticar, puede traer consecuencias muy negativas. Starlink: Battle for Atlas es un juego y en general producto, que se siente derivado justamente de este cambio de políticas y filosofía al interior de la empresa. Con esto me refiero a que estamos frente a un título muy bien logrado en la mayor parte de sus aspectos, pulido y más importante aún, que tuvo un proceso de desarrollo en calma que lo dejó llegar a buen puerto. Por más sorprendente que esto suene, a lo largo de todo mi tiempo con el título, jamás me topé con un bug o glitch de consideración, esto sin mencionar que tanto la versión de Switch, como la de PS4, lucieron un rendimiento muy satisfactorio en la parte técnica.

Historia que cumple

La ciencia ficción, al menos en mi opinión, es el género de cualquier medio más flexible e interesante. Esto lo digo porque si uno se pone a pensar, pues básicamente te puedes mover en cualquier dirección que quieras y explorar cualquier tema que se te antoje sin importar el punto en el tiempo que desees visitar. Por supuesto que al igual que pasa con la fantasía, por ejemplo, las nuevas obras basadas en estos fundamentos suelen caer en clichés muy marcados que para nada le hacen bien. Me parece que cuando se comenzó a escribir el guión de Starlink: Battle for Atlas, todo el concepto del juego ya se había definido, por lo que la narrativa forzosamente quedó comprometida y muy limitada. Lo anterior no es malo, pues estamos hablando de un videojuego, no de una película o un libro. Lo que te quiero decir es que si bien, lo que se nos cuenta en este juego es sólido y lógico, jamás va más allá ni busca cautivar a los que buscan tener el relato de sus vidas.

Starlink: Battle for Atlas™_20181016145402

Mientras se encontraba haciendo estudios en la Antártica sobre una misteriosa sustancia llamada Nova, el Doctor Victor Saint Grand hace contacto con un alienígena que por razones desconocidas, choca con la Tierra. Dicha forma de vida resulta ser no hostil e incluso, necesitada de ayuda, por lo que el científico decide comenzar con la Iniciativa Atlas para encontrar de dónde vino el extraterrestre conocido como Judge.

Starlink: Battle for Atlas arranca justamente cuando el Equinox, nave nodriza de la expedición interestelar, llega al sistema solar llamado Atlas. Prácticamente segundos después del arribo, los protagonistas son agredidos por la Forgotten Legion, una facción hostil lidereada por un alíen llamado Grax que está obsesionado con una antigua tecnología dejada por una vieja civilización, los Wardens. Al ver que el trabajo de Saint Grand ayudará a su causa, el villano decide secuestrarlo. Justo en este punto entramos nosotros como jugadores al tomar el control de cualquier de los 10 pilotos disponibles.

Así es. A pesar de que el starter pack de Xbox One y PS4 viene con Mason Rana, y la de Switch con éste más Fox McCloud, en realidad puedes jugar la campaña entera con cualquier personaje, incluso puedes cambiarlo a tu gusto en cualquier momento. Aquí sucede algo muy interesante, pues al darnos tal libertad, la forma en la que se va contando la historia cambia en tiempo real. Los hechos que pasan son exactamente lo mismos, pero la forma en la que la narrativa se construye, depende enteramente del piloto que estemos usando. Esta, creo yo, es una de las principales razones por las que el guión de Starlink: Battle for Atlas se siente limitado y hasta plano en algunas de sus partes, pero hay que entender que esto se debe a decisiones de diseño de juego totalmente deliberadas y en mi opinión, sumamente acertadas.

starlink-starfox_feature

Sobre el tema de Star Fox, te cuento que el crossover fue mejor integrado de lo que había imaginado al universo de Starlink: Battle for Atlas. Al inicio de la campaña, claro, solo en la versión de Switch, el escuadrón comandado por Fox McCloud llega a Atlas, esto debido a que se encuentran siguiéndole la pista a Wolf. A partir de ese punto, el equipo de antropomorfos forma una alianza con los protagonistas del juego para alcanzar su objetivo. Los personajes de Nintendo están incluidos inclusive en cinemáticas del título y la verdad, lucen sensacionalmente bien.

Lo que sí es importante decir a pesar de la excelente integración de la franquicia dentro de Starlink: Battle for Atlas, es que además de que en efecto, ver a un zorro parlanchín interactuando con humanos puede parecer extraño, la realidad es que la participación de Star Fox no afecta de ninguna manera el desarrollo general de la historia principal del juego; es decir, los eventos que se van desarrollando, pueden seguir su curso estén o no Fox y compañía. Lo anterior se entiende perfectamente, pues además de que claramente, la idea de hacer el crossover vino cuando el proyecto ya iba muy avanzado, se habría tenido que escribir una historia completamente nueva para la versión de Switch, asunto que casi se consiguió.

No, definitivamente Starlink: Battle for Atlas no se convertirá en el siguiente gran referente de la ciencia ficción dentro de la cultura popular por su historia, no obstante, creo que el equipo de Ubisoft Toronto hizo un muy destacado trabajo al crear un universo que se siente más nutrido de lo que algunos podrían pensar y que si bien, está repleto de clichés y recursos gastados del género, hace perfecto sentido para darle base y rostro a todo el concepto de videojuego que se nos quiere presentar.

Starlink: Battle for Atlas™_20181017085723

Adictivo combate

Algo que creo, se debería de seguir apreciando mucho dentro del medio, es cuando un estudio o equipo primero piensan en prototipos de gameplay y posteriormente, van añadiendo cosas encima de esas ideas para entregar un producto terminado. O sea, que no primero se piense en una gran historia y después, se vaya viendo cómo encajarle medio a la fuerza mecánicas de juego. Desde que uno toma el control de Starlink: Battle for Atlas, te puedes dar cuenta de que Ubisoft Toronto siguió la primera filosofía de la que te cuento, poniendo gran parte de sus esfuerzos en crear un título que primero que nada, fuera divertido.

Starlink: Battle for Atlas es un shooter de naves que resultará sumamente familiar para cualquiera que en algún punto, haya tocado al subgénero. Podríamos decir que su gameplay está soportado por dos grandes pilares. El primero es el dogfight aéreo en el que debemos de perseguir enemigos y acabar con ellos usando nuestra distintas armas, además de claro, evadir sus ataques. El segundo y más importante, es el combate terrestre. Cuando estás en un planeta, puedes apagar tu motor de vuelo para poner en modo terrestre a tu nave, lo cual, te da mayor control de la situación y más bien, convierte a este título en un shooter en tercera persona con algunos elementos de platforming y solución de puzzles. Sí, Ubisoft vio más allá y supo sacar jugo de lo que tenía enfrente.

Starlink: Battle for Atlas™_20181016154533

Tanto en el aire como en el piso, tendrás que usar distintas armas que van equipadas a tu nave, cada una de ellas con su propio elemento como fuego, hielo, gravedad y levitación. Como seguro ya te estás imaginando, los enemigos suelen ser débiles a alguno de este elementos, por lo que es nuestra tarea decidir con qué armamento abordar la situación que tenemos enfrente. Hablando de enemigos, te cuento que éstos pueden ser un poco repetitivos y no tan inteligentes, sin embargo, acabar con ellos es sumamente divertido. Solo me hubiera gustado tener más de los que mueren con un par de disparos. Los famosos popcorn enemies siempre se agradecen en un juego de acción.

Sin lugar a dudas, la repetición de actividades muy parecidas es uno de los problemas de  Starlink: Battle for Atlas. Normalmente, sus misiones tienen que ver con acabar con cierto grupo de enemigos de una zona, o destruir nodos de seguridad mientras esquivamos rayos láser. No me mal interpretes. Jugar este título es divertido, pues sus controles son precisos y sus mecánicas están muy bien pensadas, pero en poco tiempo te das cuenta que la cosa no varía demasiado. Por cierto, la dificultad es verdaderamente baja, por lo que te recomiendo que desde el inicio, lo pongas en la más alta posible.

Starlink: Battle for Atlas™_20181017092940

Ahora, además de andar acabando con cuanto enemigo se te ponga enfrente, Starlink: Battle for Atlas cuenta con una especie de meta juego bastante interesante. Al llegar a un sistema solar que está siendo invadido, una de nuestras tareas será contribuir a la liberación y desarrollo de sus planetas. A lo largo de este basto mundo, te toparás con refinerías, minas y otras edificaciones a las que podrás ayudar para que posteriormente, ellas te brinden recursos para mejorar tu equipo; sin embargo, puede que en cierto momento, el enemigo intente reclamar alguno de estos puntos. Aquí, nosotros tendremos que decidir si esperar que nuestros aliados se defiendan por si mismos, o si es que es bueno invertir algo de tiempo en ayudarlos. Algo parecido a cómo funcionaba Star Fox 2, pero menos estresante.

Como videojuego, Starlink: Battle for Atlas funciona de gran manera. Por supuesto que la repetición tan marcada es uno de sus defectos más grandes, pero lo bien logradas que están sus mecánicas y controles, hacen que esto no se vuelva un tedio ni mucho menos, además de que constantemente, se te está premiando con uno de los intensos y emocionantes enfrentamientos contra jefes. Ese primer encuentro con un Prime es inolvidable. 

Starlink: Battle for Atlas™_20181016162231

Del lado del progreso tenemos algo bastante tradicional en el que cada cierto punto, nuestro piloto subirá de nivel y se nos dará un skill Point para gastarlo en un árbol de habilidades. Además, las armas y el cuerpo de la nave, pueden recibir mods para mejorar sus capacidades. De igual forma, la Equinox, nuestra base, puede ser modificada para que nuestro equipo tenga mejores capacidades. Las interfaces de todos estos elementos pueden ser un tanto confusas al inicio, sobre todo porque no se te da mayor explicación de cómo sacar provecho de ellas, pero no te preocupes, basta con darle un par de pasadas poniendo mucha atención para entender bien qué puedes y qué no puedes hacer.

Datos puntuales: La campaña dura entre 16 y tal vez 20 horas. No, no viene doblado al español latino, pero el texto sí se puede poner en español… de España.

¿Qué onda con los juguetes?

Nos encontramos en pleno 2018 y uno de los grandes publishers del medio vuelve a poner sus cartas sobre los famosos Toys to Life, mercado que Activision con sus Skylanders se encargó de secar junto con la colaboración de Disney y Lego. A pesar de que en efecto, buena parte del fundamento de Starlink: Battle for Atlas está sobre estos plásticos, se tomaron algunas medidas preventivas para no alejar a quienes están hartos de tener que comprar estos productos para tener una experiencia completa.

Antes que nada, es importante recalcar que Starlink: Battle for Atlas se puede jugar completamente sin la necesidad de ninguno de estos juguetes, o sea que puedes comprar tu versión digital que por cierto, trae mucho más contenido que el starter pack físico -cosa que me parece absurda-, y tener la misma experiencia que quien se hizo de los plásticos. También es posible combinar ambas modalidades.

Image_from_iOS__1_

Vamos por partes. Además de los starter packs que incluyen todo lo necesario para poder empezar y en realidad, acabar el título, los juguetes de Starlink: Battle for Atlas están divididos en tres diferentes grupos. El primero son los paquetes de naves. Los más costosos. En ellos, se te da una nave, un piloto y un arma. El segundo es el de piloto, en el cual, solamente se te incluye uno de estos personajes. Y el tercero es el de armas, que son sets que contienen dos armas diferentes.

Las naves de Starlink: Battle for Atlas son modulares, es decir, cuentan con distintas partes que pueden ser intercambiadas a placer, además de que claro, cada uno de estos artefactos tiene sus propios stats. Una son más rápidas, otras más resistentes y con mejor fuerza de ataque, entre otras habilidades. Los pilotos por su parte, añaden una habilidad especial que podemos usar en el campo de batalla. Por ejemplo, Fox puede llamar a su equipo para que le ayude, Judge puede alentar el tiempo, mientras que Mason tiene el poder de pedir un bombardeo orbital. Cada personaje puede ser usado con cualquiera de las naves que tengas a tu disposición.

ubisoft-starlink-9057-023

De igual forma, las armas pueden ser intercambiadas en cualquier momento. Cada nave cuenta con dos slots disponibles para colocarles este equipo. Incluso puedes decidir si tus disparadores ven hacia adelante o hacia atrás. Las alas también pueden ser removidas o colocadas cuando así lo desees, de hecho, es posible apilar varias de ellas para modificar los stats de las naves, aunque cuidado, si exageras, el peso será demasiado y no podrás levantar vuelo.

Como te puedes dar cuenta, los juguetes modulares de Starlink: Battle for Atlas están completamente pensados para que armemos la nave que más se acomode a nuestro estilo de juego. Te repito que todo lo anterior lo puedes hacer si tienes el contenido de manera digital, sin embargo, creo que se pierde mucha de la magia de cambiar algo en la vida real e instantáneamente, verlo reflejado en tu pantalla.

Starlink5

Al menos en mi caso, decidí comprar día uno el starter pack y una nave extra con la que tengo cuatro, de los cinco elementos de armas disponibles, y en ningún momento me he topado con pared o con algún contenido al que no pueda acceder por falta de más herramientas a mi disposición. Creo que a diferencia del modelo de Skylanders por ejemplo, en el que justamente los juguetes eran llaves a nuevas áreas dentro del juego, en Starlink: Battle for Atlas más bien son vistos como nuevas posibilidades para cambiar nuestro estilo de juego, pues la verdad, además de que las armas sí son bastante diferentes entre ellas, empezar a experimentar con locas combinaciones de alas y cuerpos de naves, suele tener más impacto en el gameplay del que uno se podría imaginar.

Descubriendo nuevos mundos

Hace no mucho tiempo, Yves Guillemot, CEO de Ubisoft, declaró que el verdadero futuro del medio, al menos de las súper producciones tradicionales, se encontraba en los juegos de mundo abierto. Nos podrá o no gustar este estilo, pero algo que es innegable es que por mucho, ahora es una de las tendencias más fuertes y, para como están las cosas, se antoja sumamente complicado que se vaya a ir pronto. Evidentemente, Starlink: Battle for Atlas es un juego de mundo abierto y si bien, sigue muchísimas de las formas y muletillas del género, nos presenta algunos elementos distintos que me han encantado.

Starlink: Battle for Atlas™_20181016162111

Como ya te había contado, en Starlink: Battle for Atlas visitamos un sistema solar que está compuesto por siete diferentes mundos, cada uno con sus propios ecosistemas, regiones, flora y fauna, así como otras características. Dichos planetas se encuentran separados por gigantescos sectores de espacio que gracias al hyperdrive de nuestras naves, podemos recorrer en poco tiempo. Absolutamente todo el inmenso mapa del juego está interconectado, lo que quiere decir que visitar cualquier de sus rincones, no requiere de pantallas de carga como tal.

Resulta inevitable, pero también desatinado, comparar a Starlink: Battle for Atlas con No Man’s Sky. Creo que sin lugar a dudas, Ubisoft Toronto tomó algo de inspiración de este polémico título para crear las secuencias de entrada y salida de planetas sin la necesidad de una pantalla de carga tradicional. Más allá de eso, es complicado encontrar similitudes con el juego de Hello Games pues en Starlink, sí te diviertes y no te la pasas trabajando todo el día sin un objetivo claro.

Starlink: Battle for Atlas™_20181016154639

Los viajes en el espacio guardan algunas sorpresas. Por ejemplo, cuando estás cruzando de un planeta a otro a velocidad de la luz, puede que te topes con campos de asteroides que deberás de esquivar, o que de la nada, una trampa de forajidos detenga a tu nave en seco y a continuación, te tengas que defender de fuego enemigo. También hay algunos campos de chatarra que puedes encontrar para hacerte de recursos. La verdad es que no está mal lo que puedes hacer en lo que podría ser considerado como el overworld de Starlink: Battle for Atlas, pero creo que otro tipo de actividades le habrían venido muy bien.

Por su parte, los planetas están repletos de actividades y cosas por hacer, algunas de ellas que ya fueron detalladas en este reseña. Claro que la repetición es un tema y cosas como las torres que te dan más visión del terreno, están presentes, pero en el tiempo que he pasado con Starlink: Battle for Atlas, jamás sentí aburrimiento o tedio por estar haciendo lo que hacía. Algo muy interesante que se me contó durante el demo que probé en E3 2018, era que la mayor parte del diseño de niveles está hecho a mano, sin embargo, por el mismo tamaño del mundo, algunas de sus partes se generaran de manera aleatoria. No te preocupes si lo procedural no es lo tuyo, pues comparto esta visión y te puedo decir que en ningún momento sentí que algo estuviera verdaderamente fuera de lugar. 

Starlink: Battle for Atlas™_20181016190104

Del apartado gráfico, artístico y sonoro, tenemos que Starlink: Battle for Atlas es una experiencia mucho más impresionante de lo que se esperaba. Entrar y salir de un planeta sin ver Loading siempre será una experiencia maravillosa, pero ver cómo es que estos mundos cambian su iluminación en tiempo real dependiendo de la hora del día en la que estés, te quitará el aliento pues sí, cada planeta tiene su propio ciclo de día y noche. Por cierto, en comparación de versiones, sin lugar a dudas hay una marcada diferencia entre la de PS4 y Switch. En la primera se aprecia mucho más detalle y mejor rendimiento, pero la verdad es que la de Nintendo funciona bastante bien.

El diseño de las naves me parece fabuloso, pues además de que cada una cuenta con su propia personalidad muy marcada, la forma en la que lucen las hacen fáciles de reconocer y probablemente, en poco tiempo se puedan volver un ícono. Los personajes me parecieron correctos, pero no mucho más, incluso diría que algunos como Levi, no tienen razón de ser y solo fueron puestos ahí para complacer a cierto sector de la audiencia. ¿Qué demonios hace un influencer que se la pasa tomándose selfies y diciendo idioteces en medio de una expedición espacial?. De igual forma, el villano principal me pareció un tanto plano y sin mucho chiste. Eso sí, aplausos al increíble Judge y Mason.

Starlink: Battle for Atlas™_20181016145616

Otra cosa que me sorprendió demasiado es el trabajo que se hizo con la mezcla de audio. Cada arma tiene su propio sonido característico y usando solo el oido, en poco tiempo podrás reconocer a cada una de ellas. Igualmente, la forma en la que se escucha cuando impactamos a un enemigo, hace que un fuerte sentimiento de poder te invada. La banda sonora es buena, pero creo que nada tan destacado.

Sin lugar a dudas, un acierto

score83Ubisoft es una de las compañías que más se han equivocado en los últimos cinco o seis años y nosotros, aquí en Atomix, hemos sido de los primeros en señalarlo de manera muy marcada y hasta burlona por momentos; no obstante, también es nuestro deber resaltar cuando las cosas se están haciendo bien, y la verdad es que fuera de sus infame The Crew 2, el publisher francés nos ha estado entregando juegos sumamente bien logrados últimamente. Starlink: Battle for Atlas es un título sólido en sus mecánicas de juego, bastante llamativo en el mundo abierto que nos presenta y en general, con un sabor sumamente distintivo a todo lo que hay actualmente, esto claro, sin salvarse de algunos errores de consideración.

Me cuesta trabajo decir que estamos frente a una especie de nuevo Star Fox, pues creo que más secciones sobre rieles le hubieran venido genial a la experiencia, pero sin lugar a dudas, Starlink: Battle for Atlas es un oasis en medio de un desierto de shooters de naves modernos. Si gustas del género, te diría que ya te estás tardando en conseguir tu copia de este increíble título. Si por otro lado, estás buscando a la siguiente revolución de la ciencia ficción o de los juegos de mundo abierto, entonces es probable que aquí te lleves una decepción. Como sea, estamos frente a un nuevo acierto de Ubisoft, cosa que no podría darme más gusto, pues el nombre de la marca pesa dentro del medio. Esperemos que el buen camino se mantenga y por qué no, nos puedan regalar ese nuevo Rayman que tanto anhelamos algunos… ni qué decir de que algún día terminen Beyond Good & Evil 2.

Alberto Desfassiaux
Editor en Jefe de Atomix. No me gustan los videojuegos... ¡adoro los videojuegos!