Tetsuya Mizuguchi, el creador de REZ, se convierte en profesor de una universidad japonesa

TRENDING

PS5 BUSCA ELIMINAR TIEMPOS DE CARGA Y MOLESTOS PARCHES
LIGA SANTANDER SE JUGARÁ EN FIFA 2020 POR FUTBOLISTAS PROFESIONALES
LA PELÍCULA DE SONIC ADELANTA SU LANZAMIENTO DIGITAL
SE VUELVE A FILTRAR COD: MODERN WARFARE 2 REMASTERED
PESE AL CORONAVIRUS, EL DESARROLLO DE HALO INFINITE SIGUE EN PIE
NEW HORIZONS YA ES EL JUEGO MÁS VENDIDO DE 2020 EN AMAZON
UN IMPORTANTE PERSONAJE DEBUTARÍA EN THE MANDALORIAN TEMPORADA DOS
GAME OF THRONES TENDRÁ UN NUEVO JUEGO PARA CELULARES
GAMESTOP CIERRA SUS TIENDAS POR CORONAVIRUS
WARZONE YA SUPERA LOS 30 MILLONES DE USUARIOS
GOKU SE UNE A LA LUCHA CONTRA EL CORONAVIRUS
AQUÍ LOS CANDIDATOS PARA LA WORLD VIDEOGAME HALL OF FAME 2020
ASÍ LUCE EL DEVKIT DEL XBOX SERIES X
GDC HA SIDO REPROGRAMADA PARA EL VERANO
SE FILTRA TALES FROM THE BORDERLANDS 2

Con anterioridad se había revelado que Tetsuya Mizuguchi, el creador de REZ, ya no estaría tan involucrado en la producción de videojuegos y que actuaría más como un vocero de Q Entertainment, pero el día de hoy se dio a conocer que finalmente ha abandonado la junta directiva de la misma para convertirse en profesor de la Graduate School of Media Design en la universidad de Keio.

Hablando con el sitio Eurogamer, un representante de Q Entertainment confirmó que Mizuguchi se alejará de la compañía por un tiempo, aunque la universidad japonesa dijo que el creativo continuará con la producción de juegos y ampliará su experiencia en el diseño de medios de comunicación y producción de contenido innovador, lo que sugiere que sus días como desarrollador de videojuegos aún no terminan.

Antes de cofundar Q Entertainment al lado de Shuji Utsumi, Mizuguchi produjo algunos de los juegos más populares de Sega, incluidos Sega Rally, Sega Touring Car Championship, REZ y Space Channel 5. Una vez fundada la compañía, trabajó en el diseño de Lumines, Meteos, Every Extend Extra Extreme y Child of Eden. Le deseamos toda la suerte del mundo en su nuevo trabajo.

Fuente: Eurogamer