Advertisement

Review – Worms: Battlegrounds

TRENDING



review_wormsLa saga de Worms viene demostrando desde hace casi 20 años que una fórmula ya establecida puede ser divertida, y qué mejor que probarlo en consolas de nueva generación. Esta vez Team17 decidió introducir un poco más de narrativa al mundo de estos gusanos presentándonos una historia bastante peculiar en Xbox One y PS4 con Worms: Battlegrounds.

Toda la historia se desarrolla en un museo que ha sido invadido por Lord Crowley Mesmer, quien robó una zanahoria mágica y ahora tiene la habilidad de controlar la mente de un gran ejército de gusanos. Nuestra misión será recuperar la zanahoria e infiltrarnos en este museo mientras somos guiados por la voz de Katherine Parkinson, quien interpreta a Tara Pinkle, personaje que conocimos en la entrega anterior, Worms: Clan Wars.

 

Nos presenta escenarios con dioramas diversos, como dinosaurios, ruinas antiguas y la revolución industrial.

Worms6

Por otro lado, la estructura de los niveles es mucho más compleja gracias a las plataformas móviles y a la atención de la física en los objetos; dichas características nos obligan a tomar distintas soluciones y no reducen el gameplay a disparar por todos lados para terminar cada nivel.
Worms 3El gameplay es bastante sencillo y típico de la serie: acciones por turnos y, tomando la idea de Clan Wars, tendremos diferentes clases en nuestro equipo de gusanos. Si queremos ser eficientes, tendremos que considerar las distintas ventajas -y desventajas- de cada uno para armar nuestra estrategia. Por otra parte, Team 17 nos presenta una gran cantidad de armas con sus singulares animaciones y humor. Mientras más avancemos, más items estarán en nuestro arsenal; esto hace que los combates sean mucho más entretenidos y variados.

 

Una de las características que más se agradece es el multiplayer.

Con un control cuatro personas pueden disfrutar del juego (obviamente pasándolo de mano en mano), además de que podrán loggearse como guests, sin embargo, estos invitados no tendrán acceso a todas las configuraciones, sólo a las que el host haya creado con anterioridad.

Worms4

 

Tenemos dos modos de juego Deathmatch y Forts. El objetivo de ambas es el mismo: eliminar a nuestro enemigo, aunque en la segunda opción nuestro equipo de gusanos comenzará dentro de un fuerte. Cabe mencionar que los clanes son una de las propuestas online más interesantes. Podremos hacer el propio o unirnos a alguno ya existente, recibir un rango y competir contra todos los usuarios que tengan el juego para ver quién es el mejor; todo esto se presenta en un modo conocido como Battlegrounds.

Si personalizar a nuestros gusanos con sombreros y detalles bastante graciosos no es suficiente, el título también tiene su editor de niveles, así podrás construir los tuyos y ver hasta dónde podemos llevar nuestra imaginación. Si bien estas características son un añadido no indispensable, sí ofrecen un rato extra de reto y diversión a la ya conocida fórmula de Worms.

Worms5

Dentro de los puntos en contra de este título, Battlegrounds sufre de algunos defectos como tiempos de carga algo largos, por lo que los turnos se pueden largos y hasta aburridos o tediosos. Visualmente, Worms no es juego que exija de sobremanera a las consolas; aunque tampoco es un juego que requiera esa nueva exigencia de los famosos 60 fps y 1080p.

Para esta reseña se utilizó la versión de Xbox One. También está disponible para PlayStation 4. ×

atomix-score-80

En conclusión, si eres fan de Worms y, sobre todo, del juego online, Worms: Battlegrounds es un buen título que cumple el estándar al que nos tiene acostumbrado la franquicia.

 

Sergio Del Valle
Videojugador, Star Wars Fan y escritor por gusto.