Advertisement

PayPal obstaculiza el retiro de fondos de proyectos recaudados por fans

TRENDING



pay

No todo es miel sobre hojuelas en la escena del crowdfunding, incluso para aquellos que exitosamente han logrado recaudar los fondos para sus proyectos, tal es el caso de juegos como Yatagarasu: Attack On Cataclysm y Skullgirls; ambos juegos de peleas que, después de lograr la hazaña de completar la obtención de recursos para financiarse, han tenido problemas tratando de retirar su dinero de la plataforma de pagos.

Patrick Klepek, del sitio Giant Bomb, realizó una investigación especial acerca de proyectos de juegos que han completado satisfactoriamente sus metas en campañas de recolección de fondos vía fans y que han encontrado obstáculos cuando intentan retirar el dinero que les corresponde. Seon King, fundador del publisher Nyu Media (Yatagarasu), y Peter Bartholow, de Lab Zero Games (Skullgirls), hablaron de su experiencia al final del proceso. Éstas son algunas de sus declaraciones:

“Ya había retirado unos 700 mil dólares y los había puesto en nuestras cuentas de banco. Entonces recibí una llamada de la gente de PayPal diciendo: No puedo creer que te hayan dejado hacer eso. Los 35 mil dólares restantes se quedan bajo llave en la cuenta de PayPal. Sólo porque sí”.

skullgirls_by_mr_wolfe-d4is12xLo anterior, comentó Barthlow, y tras investigar se descubrió que el “Sólo porque sí” hace referencia a PayPal protegiéndose por temor a que los donadores quieran reclamar un cargo por devolución en caso de que el proyecto no cumpla con sus expectativas.

Al parecer la misma respuesta ha sido dada a varios proyectos, citando además preocupación de que pueda tratarse de actividades fraudulentas. Ahora, cuando varios de los desarrolladores hicieron pública su problemática y se encontraron con que no eran los únicos, salió a la luz la problemática estructural de PayPal y sus criticables prácticas.

Lo que PayPal está haciendo es, básicamente, convertirse en un productor más de los proyectos, asegurando que buena parte del presupuesto recaudado se use como se especificó que se haría y suministrando el recurso a cuentagotas, y sólo si así les parece conveniente.

Barthlow se enfrascó en discusiones por teléfono y múltiples y complicados trámites en que la plataforma de recibimiento de pagos empezó a exigirle documentación precisa de cada movimiento efectuado y culminó con una llamada de sus representantes diciendo “Pues sí, parece que tienes todo en orden. De cualquier manera, retendremos el resto de los fondos. Contáctame en otros seis meses y veremos si podemos liberarte más dinero; siempre y cuando puedas demostrar que lo estás usando de manera sabia y así…”

yatPara King, que también pronunció su problema públicamente, el asunto pareció resolverse de un día para otro, mientras viajaba entre Canadá y el Reino Unido. Al llegar tenía un mail donde, sin disculparse ni nada parecido, la gente de PayPal indicaba “Listo, hemos levantado la restricción”.. Sólo para darse cuenta después que dicho impedimento se suspendía en cantidades preestablecidas por PayPal y sin aviso alguno.

Si estas complicaciones ocurren a las grandes campañas que están en el ojo de la prensa todo el tiempo, ¿qué hay de todos los pequeños proyectos que intentan usar este método para hacer realidad sus ideas? Cuando PayPal fue contactado por el investigador de GiantBomb esto fue lo único que se comentó al respecto:

“Queremos reiterar que nuestro apoyo a esas campañas es una parte nueva y muy emocionante de nuestro negocio. Estamos en contacto cercano con líderes de la industria como IndieGoGo y adaptando nuestros procesos y políticas para servir mejor a las innovadoras compañías que confían en PayPal y en la recaudación de los fans para crecer sus negocios. No queremos interponernos en el camino de la innovación, pero como una compañía de pagos globales debemos asegurar que los pagos fluyan a través de nuestro sistema alrededor del mundo de acuerdo a las leyes y regulaciones correspondientes. Entendemos que la manera en que cumplimos con estas reglas puede ser frustrante en algunos casos y hemos hecho cambios significativos en Norteamérica para adaptarnos a las necesidades únicas del crowdfunding. Estamos trabajando por implementar estas mejoras alrededor del mundo.”

Personalmente, siempre he apoyado fuertemente el modelo de negocio del fanfundraising por considerarle la única y más valiosa forma de efectuar una precompra, por lo que de confirmar que PayPal esté provocando problemas en la realización de los proyectos me daría mucha tristeza. Por otra parte, tal vez debería de haber un organismo encargado de realizar la función de escrutinio del gasto de los recursos para asegurar que los beneficiados lleven a cabo sus promesas, después de todo ¿quién murió y determinó que PayPal se tomara tales libertades?

¿Ustedes qué opinan del caso?

Fuente: GiantBomb