Advertisement

¡Celebramos el 21 aniversario de Star Fox 64!

TRENDING

Hace 21 años el Nintendo 64 nos ofreció uno de los juegos más recordados de la consola y que marcó a muchos de los que en aquellos tiempos tuvimos la oportunidad de jugar con él. Star Fox 64 había aparecido y desde ese momento nada volvería a ser lo mismo en la industria de los videojuegos por todo lo que el título se atrevió a innovar.

Star Fox 64 iba a ser la segunda parte del título para el SNES, pero Nintendo decidió terminar de desarrollarlo en Nintendo 64, pues la consola estaba próxima estrenarse (tiempo después, la versión ya terminada de Star Fox 2 la podríamos disfrutar en el SNES mini).

Star Fox 64 se convertiría en uno de los títulos mejor reseñados de la consola y uno que mucha gente dueña de un Nintendo 64, no puede olvidar; se convirtió en un juego de culto que muchos disfrutamos por todo lo que significó el tener un juego de ese calibre.

En aquellas épocas, el que un control vibrara sincronizado por lo que ocurría en pantalla era algo que no se había visto. Nintendo decidió empacar Star Fox 64 con el Rumble Pack, una especie de cuadro que utilizaba baterías y se conectaba en la abertura trasera del control del N64 y que permitía sentir la vibración de las explosiones, los choques de nuestra nave y cuando estábamos a punto de ser destruidos.

La experiencia tuvo un éxito increíble y más juegos comenzaron a utilizar el rumble como parte de su gameplay. Sony llegaría después con el DualShock, su propia versión del control del PlayStation que vibraba sin necesidad de pilas.

Star Fox 64 fue el primer juego de N64 en contar con un gran número de voces que nos adentraban en la historia y era algo increíble, porque era de los primeros títulos que lograban tener tantas voces reunidas diciendo una variedad de diálogos que servían como apoyo durante las misiones. Escuchar a Fox McCloud, Peppy O´hare, Slippy Toad o Falco Lombardi era todo un deleite.

Y es que además del adictivo gameplay, el hecho de sentirte acompañado por tus amigos durante las misiones, era algo que pocos juegos de consolas podían lograr; desde ver a tus compañeros mientras te desplazabas por la escena de punto A al B con algunas desviaciones en el camino, o cuando la batalla se ponía sumamente intensa, utilizar el “All Range Mode” que permitía movernos libremente por todo el escenario, tanto que si no teníamos cuidado, podíamos chocar con otras naves.

Era una maravilla, pues no solo estábamos en el aire luchando: había algunas escenas en donde podíamos utilizar un pequeño tanque de nombre Land Master o si la misión era en las profundidades del agua, utilizaríamos el Blue Marine, aunque la mayor parte del tiempo la pasaríamos en el Arwing, que, por cierto, tiene ese nombre por ser muy parecida a una letra A.

El gameplay combinaba mucha acción estilo arcade, esquivando disparos con el legendario Barrel Roll o acelerando con el botón C arriba. Podíamos marcar enemigos múltiples y con un solo disparo de nuestra nave destruir uno de ellos, haciendo que la explosión derribara a los demás. Esto nos ayudaba a generar más puntos, que al final de cada escena dictaba si sacábamos medalla de oro.

En el juego había tres rutas que podías seguir, y que dependiendo de tu desempeño (y si te sabías los cambios de dirección en las escenas) podías tomar la ruta más complicada o la más sencilla; quizá fuiste uno de los que combinábamos la ruta jugando las escenas que más nos gustaban.

Al final de cada escena, pelearíamos con un jefe, que dependiendo del lugar, podíamos derribar de distintas maneras y eso nos permitiría tomar una u otra ruta ¿Recuerdan al jefe del tren? Podías destruirlo a base de disparos, pero si eras muy hábil y cambiabas todos los señalamientos, enviabas al enemigo de regreso a su base para destruirse y explotar ahí.

Tendríamos un modo multiplayer que nos permitiría jugar en contra de otros tres amigos luchando por los aires o en tierra con el Land Master. Existió una remasterización del juego para Nintendo 3DS, que no a muchos les convenció, pero sigue siendo un buen recordatorio de lo que en algún momento Star Fox 64 fue. El juego estaba disponible en la Virtual Console y una especie de continuación con Star Fox Adventures en Game Cube. En Wii U encontramos también el juego Star Fox Zero, el cual tuvo una recepción mixta.

Nos pone muy contentos el recordar todo el legado que Star Fox 64 nos dejó y hay mucho que podríamos recordar: las peleas contra el equipo rival, Star Wolf, la ayuda de Katt en algunas misiones o la batalla final contra Andross, y aunque por el momento no hay planes a futuro de algún nuevo título de la franquicia, muchos aún seguimos recordando la espectacular frase “…Follow me, Fox

¡Feliz 21 Aniversario Star Fox 64!


Ryudo 
Gamer/Anime. Hell Bullets, Peleas, Puzzles y RPG. Me gusta Super Robot Wars.