Se reportan graves problemas con diversos juegos de Call of Duty

TRENDING

call

Hace un par de semanas se reveló que parte del equipo de quality assurance de Activision fue despedido. Esto dio como resultado una huelga por parte de los trabajadores de esta división, la cual sigue en marcha. Ahora, esta decisión por fin ha demostrado tener repercusiones graves, ya que los jugadores de múltiples títulos de Call of Duty reportan serios problemas. 

Desde la semana pasada, las redes sociales y sitio como Reddit, se han llenado de comentarios en donde se señala que Call of Duty: Modern Warfare, Black Ops Cold War, Vanguard y Warzone, están experimentando serios problemas de todo tipo. Desde los bugs y glitches que impiden el funcionamiento correcto de los juegos, pasando por errores para jugar en línea, hasta inconvenientes que vuelven injugables estas experiencias. 

Por el momento, Activision solo se ha limitado a señalar que ya están trabajando para ofrecer una solución, pero no han ofrecido más detalles. Dentro de los casos que se han reportado, se ha mencionado que Caldera, el nuevo mapa de Warzone, cuenta con una serie de glitches y bugs. En Modern Warfare se ha señalado que los paquetes de instalación requeridos para mantener el juego al día, simplemente no funcionan. El resto de los títulos presentan inconvenientes similares, como armas que no dañan a los enemigos.

Recordemos que cada juego de Call of Duty está a cargo de un equipo diferente, el cual ofrece experiencias con las suficientes diferencias para ameritar una compra. Sin embargo, este periodo ha demostrado que si solo una pieza de este engranaje falla, el resto del equipo no tardará en sucumbir. En este caso, es la ausencia del equipo de QA lo que tiene en las cuerdas a esta franquicia.

En temas relacionados, se ha filtrado la colaboración entre Call of Duty y Attack on Titan. De igual forma, el gobierno de México acusa a los fabricantes de armas de financiar a los videojuegos.

Pleca-Amazon-OK

Nota del Editor:

Este es el resultado de las acciones de Activision. Crear un ambiente laboral tóxico, y después despedir a parte del equipo que mantiene funcional a Call of Duty, tienen como consecuencia lo que está pasando actualmente. La única solución es cumplir con las demandas de los trabajadores, algo que la compañía no está dispuesta a hacer. 

Vía: Kotaku 

Sebastian Quiroz
26 años. Editor en Atomix.vg. Consumidor de la cultura pop.