Feature – La autenticidad de Call of Duty: Modern Warfare

TRENDING

DISNEY+ SUMA UN MILLÓN DE USUARIOS POR DÍA
¿VEREMOS EL NUEVO JUEGO DE BATMAN EL SIGUIENTE MES?
LOS SIMPSONS PODRÍA TERMINAR EN 2020
FANS QUIEREN A DANNY DEVITO COMO EL NUEVO WOLVERINE
ASÍ SERÍA BABY YODA COMO UN POKÉMON
¿QUICKSILVER VOLVERÁ AL MCU?
DOUG BOWSER NOS REVELA SU VIDEOJUEGO FAVORITO
CYBERPUNK 2077 YA ESTÁ EN SU FASE FINAL DE DESARROLLO
MODERN WARFARE DOMINA LAS VENTAS DIGITALES DEL AÑO
WARNER QUIERE MÁS PELÍCULAS DE VILLANOS DE BATMAN
¿EL SNYDER CUT DE JUSTICE LEAGUE REALMENTE EXISTE?
FALLEN ORDER ES TODO UN ÉXITO EN VENTAS
HALO INSPIRÓ EL CYBERTRUCK DE TESLA
THE MANDALORIAN ES LA SERIE MÁS POPULAR EN EE.UU.
GODZILLA VS. KONG SE RETRASA A FINALES DE 2020

Realismo y gameplay

Feature MWUna de las grandes disyuntivas con la que cualquier desarrollador de videojuegos moderno se topa actualmente, sobre todo aquellos que persiguen el famoso “realismo”, tiene que ver con qué tanto peso darle justamente a la simulación de cierta actividad o circunstancia, y a la vez, no olvidarse de la esencia de un medio interactivo que vive justamente de mecánicas de juego que sean funcionales y divertidas para el usuario. Sin duda alguna, el equipo de Infinity Ward se encontró en más de una ocasión con estas preguntas durante el desarrollo de Call of Duty: Modern Warfare, juego que se lanza en menos de un mes y que tiene la complicada misión de regresar a su gloria a una serie que desde hace ya un par de años, se ha sentido un poco descafeinada y sin un rumbo claro.

Esta semana, Atomix tuvo la gran oportunidad de asistir a un evento especial en el corazón de Reino Unido, en donde aprendimos mucho más de la visión de Infinity Ward sobre lo que será el retorno de Modern Warfare desde el punto de vista de la campaña, elemento que después de lo que pasó con Black Ops 4 el año pasado, muchos pensábamos dejaría de ser parte de esta importante franquicia. Un nuevo vistazo a su modo historia, así como charlas con quien le dará vida al querido Captain Price así como con consultores ex miembros de los US Navy Seals, es lo que te espera en este artículo especial de cobertura.

Campaña que indudablemente promete

Si eres de los que ha seguido de cerca nuestra amplia cobertura previa de Call of Duty: Modern Warfare, sabrás que un poco antes de E3 2019, pudimos visitar Infinity Ward para tener nuestro primer acercamiento con el juego, en donde se nos mostraron un par de misiones de la campaña que la verdad, nos dejaron con un grato sabor de boca y con la esperanza de que esos momentos épicos y totalmente memorables que vimos en la trilogía original, pudieran estar de regreso. En esta ocasión, Taylor Kurosaki, director de narrativa del nuevo título de Activision, nos contó un poco más sobre su visión para relatar una historia.

Como te comentaba al inicio de este especial, uno de los grandes objetivos de este nuevo Call of Duty es el de presentar una experiencia lo más autentica y real posible. Para lograrlo y como ya te lo había contado, finalmente se decidió desechar el pasado motor gráfico de la serie para en con este nuevo Modern Warfare, estrenar tecnología que esté a la altura de los estándares actuales y sobre todo, que pueda competir con el poderoso Frostbite de EA que se ha usado en los más recientes Battlefield. Algo curioso de este asunto que se nos contó durante la presentación, fue que Infinity Ward se hizo de un pequeño estudio polaco que había estado desarrollando esta nueva tecnología, la cual, además de hacer que Modern Warfare se vea mejor que nunca, le da cierta personalidad.

cod_modern_warfare_story_cutscene-2060×1159

Además de presentarnos de nueva cuenta la secuencia de la que te conté en la que un grupo antiterrorista entra a un domicilio en el norte de Londres para acabar con una célula terrorista, se nos mostró una nueva parte corriendo en tiempo real en donde dos de los personajes clave de la historia intercambian ideas. En dicha escena, Farah, líder de un grupo rebelde a quien también interpretaremos, le cuenta algo de la filosofía detrás de su lucha a Alex, agente de la CIA que se encuentra encubierto. El trabajo de motion capture es verdaderamente maravilloso, además de que creo, se acertó completamente al momento de elegir a los actores para darle vida a estos personajes.

Por supuesto que aún es muy temprano para saber si es que la campaña de este nuevo Modern Warfare estará a la altura de su pesado apellido, pero sin duda alguna, llama la atención la cantidad de esfuerzos y recursos que Infinity Ward está invirtiendo en un aspecto de Call of Duty que según se dice, a muy pocos nos sigue interesando. En lo personal, creo que indudablemente tendremos un sabor distinto en esta ocasión, pero que espero, tenga notas que nos regresen a aquellos momentos de gloria de esta saga; es decir, que los escritores hayan entendido lo que hacía tan especial a esos momentos inolvidables como aquella misión de infiltración a Chernobyl en el primer Modern Warfare, por ejemplo.

Consultores de alto nivel

El que se vea realista es importante, pero el que se sienta como una situación de combate real, es el verdadero reto que el estudio desarrollador tenía enfrente cuando decidieron darle este rostro y esta forma a Call of Duty: Modern Warfare. Por supuesto que los integrantes de Infinity Ward saben perfectamente cómo hacer un FPS divertido, pero para lograr esa inmersión y especial sentimiento de peligro, decidieron pedir ayuda a expertos, por lo que se contrató a ex miembros del los Navy Seals para crear una experiencia lo más fiel y autentica posible.

image-asset

Durante el evento en Londres, tuvimos la oportunidad de charlar con Mitchell Hall y con Stephen Sanders, consultores especiales y miembros retirados de los Navy Seals con más de 20 años de experiencia que nos contaron un poco de su trabajo en Modern Warfare, así de cómo fueron sus aportaciones para hacer que el juego alcanzara un nuevo nivel de realismo.

Podemos estar seguros de que sin el involucramiento de expertos como Mitch y Steve, Modern Warfare sería una experiencia bastante distinta a la que tendremos el próximo 25 de octubre, por lo que decidimos preguntarles que en su opinión, qué característica o elemento no estaría presente si es que ellos no hubieran estado dentro del proyecto.

“En una palabra, autenticidad. Es nuestro trabajo dar esa autenticidad a la experiencia. Cuando llegamos al proyecto, esa palabra se usó mucho. También diría que representar cosas como esa moral ambigua con la que se lidia en el campo de batalla fue algo que aportamos. Espero que lo hayamos representado de buena forma”, sentenciaron los ex militares.

Imprimir esa llamada autenticidad es algo sumamente complicado, pues por un lado tenemos la intención de colocarnos en medio de una situación cruda de la vida real y por el otro, está el reto de convertir todo eso en mecánicas de juego. Los expertos nos cuentan cómo fue ese intercambio de ideas entre ellos y la gente de Infinity Ward.

“No diría que lograr un ‘match’ entre las dos visiones sea complicado, más bien es cuestión de tomarte el tiempo para que ambas partes se entiendan a la perfección. Le damos varias vueltas hasta que todos quedamos satisfechos. Claro que no se puede tener una autenticidad del cien por ciento, pues entendemos que hay otros elementos involucrados como el drama de una historia. Al final del día, seguimos hablando de un videojuego”.

MW-MP-TRAILER-SCREEN-009

Para contrastar un poco más las ideas y claro, como parte de toda la polémica que ha girado alrededor de los videojuegos y su supuesta relación con los terribles hechos violentos que han ocurrido en Estados Unidos, le pedimos a los ex Seals que nos dieran su opinión sobre si este realismo dentro del medio ha alcanzado puntos en los que por ejemplo, podríamos considerar a Modern Warfare como un simulador de combate en el que incluso, algunos se podrían entrenarse en estas artes. 

“No, de ninguna manera. Por más ‘realistas’ que puedan ser los videojuegos, debemos de entender que al final del día, todo es ficción con el fin de entretener. Lo anterior lo puedes ver cuando un niño de 13 años toma el control y trapea el piso conmigo (risas). Es algo completamente diferente. No es un simulador de guerra ni mucho menos”. 

Charlamos con el Captain Price 

Tenemos que aceptar que por más que nos guste Call of Duty, la verdad es que a lo largo de sus decenas de juegos, sus personajes normalmente pasan al olvido. Dicho asunto tuvo una gran excepción desde que comenzó Modern Warfare, pues Infinity Ward entendió cómo crear personajes queridos en un contexto de guerra. Sin duda alguna, el gran rostro es el del carismático John Price, capitán de las fuerzas especiales británicas que en esta ocasión estará siendo interpretado por Barry Sloane, conocido actor británico con el que pudimos charlar.

Arrancamos nuestra plática con Barry pidiéndole que nos contara un poco más de su experiencia dándole vida al Captain Price en Modern Warfare, pues además de que estamos hablando de una producción de envergadura mayor, también estamos hablando del que sin duda es, el más personaje más icónico de toda la franquicia.

IMG_4440

“Me encantó. La verdad soy muy fan. He jugado Call of Duty desde el primero. Siempre me encantó Price y ahora que yo soy él, pues estoy muy contento. Ha sido una experiencia verdaderamente buena que nunca olvidaré”, sentenció el actor que por cierto, nos reveló que sus Call of Duty favoritos son el primer Modern Warfare y Modern Warfare 3.

“Me siento muy privilegiado de interpretar a Price. La presión sobre mí se quitó cuando me enteré que en realidad, yo sería el primero en moverlo, es decir, el primero en hacer su motion capture totalmente. No fue como si yo fuera el cuarto James Bond o algo por el estilo. Pude hacer algo diferente con mi estilo. Lo disfruté mucho”.

En caso de que no lo ubiques, te cuento que Barry es un actor bastante conocido en Inglaterra, pues ha participado en varios proyectos para la televisión como las películas premiadas en los BAFTA, Pleasureland y The Mark of Cain, por tal motivo le preguntamos qué ventajas y qué desventajas encontraba en ahora trabajar en un videojuego.

“Me gustó mucho el ritmo de filmación, es bastante intenso. También me encantó cómo es que todos los actores estábamos colaborando en un mismo espacio. Claro que existe la complicación de que la mayoría de los escenarios no están ahí con nosotros y los tenemos que imaginar, pero sin duda alguna fue interesante”.

Uno de los principales objetivos de este Modern Warfare es ponernos en medio de un contexto lo más verosímil posible, asunto que se alcanza creando personajes que sientan humanos, es decir, que no sean perfectos de ninguna manera. Ante tal hecho, le pedimos a Barry que nos dijera qué lo que más le gustó de la personalidad de Price, pero también lo que no le encanta del icónico militar.

call-of-duty-modern-warfare-war-campaign-trailer-0

“Me gusta que es un protector, un guardián. Es alguien que te llevará a donde vayas y te enseñará cómo hacerlo. Creo que tiene la brújula moral correcta. Y algo que no me guste de él… pues la verdad es que de manera personal, intento siempre ser muy empático con los personajes a los que interpreto, pero te diría que de Price, no me gusta que fume tantos habanos (risas)”.

Cuesta trabajo pensar en cómo es que cualquier actor se hace de un papel dentro de un juego como Modern Warfare, así que nos pareció interesante que Barry nos contara un poco más de cómo es que se enteró del trabajo y claro, cómo fue su casting para darle vida al Captain Price.

“Pues fue un casting en Los Angeles del cual se me dijo muy poco, pero entré al cuarto y había armas de utilería y cosas militares. Yo tengo formación teatral, así que me sentí bastante cómodo en ese espacio. Sabía que era para un videojuego AAA y por la temática militar, más o menos me comencé a imaginar por dónde iba la cosa. Hice lo mío y creo que salió bien, porque Taylor (director de narrativa) me pasó un papel que decía ‘Captain Price’. Me emocioné bastante”.

Para terminar nuestro encuentro con el actor, le preguntamos por qué creía que es importante contar historias tan crudas como la Modern Warfare a través de un videojuego, sobre todo tomando en cuenta lo que se ha vivido en relación a la violencia recientemente.

“Creo que en por ejemplo, una película, la audiencia está limitada a lo que el autor pone frente a ellos. En los videojuegos se le da responsabilidad al usuario y esto puede derivar en un montón de cosas. Lo interesante es justamente cómo es que en un mismo juego, podemos tener experiencias bien distintas entre jugadores. Es un medio fabuloso para contar historias de una forma muy especial y única. Es fascinante para serte franco”.

Call of Duty: Modern Warfare se lanza oficialmente este 25 de octubre en PS4, Xbox One y PC a través de battle.net. 

Alberto Desfassiaux
Editor en Jefe de Atomix. No me gustan los videojuegos... ¡adoro los videojuegos!