La demanda por el “drifting” de los Joy Con ahora incluye al Switch Lite

TRENDING

BLIZZARD RESPONDE ANTE EL BAN DE JUGADOR PROFESIONAL
COMIENZA SPIN OFF PARA EL PRÍNCIPE DE BEL AIR
PS4 SE INCENDIA Y SIGUE FUNCIONANDO
ESTO COSTARÁ EL PS4 PRO DE DEATH STRANDING EN MÉXICO
HABRÁ MÁS DLC PARA STREET FIGHTER V
ASÍ CORRE THE WITCHER 3 EN SWITCH
RESIDENT 5 TIENE PROBLEMAS DE FPS EN SWITCH
RAYMAN TENDRÁ UNA SERIE ANIMADA EN NETFLIX
PRODUCTOR DE POKÉMON MASTERS SE DISCULPA CON LOS FANS
DRAGON BALL SUPER TIENE UNA SORPRENDENTE MUERTE
BOODBORNE 2 NO DEPENDE DE MIYAZAKI
FANS DE TSDS QUEDAN MOLESTOS POR LA CENSURA
HOMBRE EN JAPÓN ES ARRESTADO POR VENDER PS3
ANUNCIAN GIRA MUNDIAL PARA DEATH STRANDING
RDR II TENDRÁ MÁS CONTENIDO EN PC

switch lite

Tal parece que el éxito comercial del Switch Lite no es suficiente para opacar el gran problema que gira alrededor de los joysticks de los controles de la consola, conocido como “drifting”. A tan sólo poco más de una semana después de su lanzamiento el pasado 20 de septiembre, ya se han reportado fallos que ahora se agregarán a la continúa demanda colectiva contra Nintendo.

Como informa Polygon, una demanda colectiva creada por las quejas del original Nintendo Switch se ha ampliado para acomodar también a los usuarios de Lite afectados por la deriva de Joy-Con. 18 demandantes estadounidenses en 16 estados figuran en la demanda, representada por la firma legal Chimicles Shwartz Kriner y Donaldson-Smith.

“Termine Link’s Awakening durante el fin de semana en mi sistema Switch Lite original, solo le había puesto unas 20 horas y comenzó a mostrar drifting en los Joy-Con ¿Por qué sucede esto antes que con el Switch anterior?” Dijo un usuario en el documento legal.

Por su parte, Nintendo no ha respondido ante estas nuevas acusaciones. Ofrecer una reparación gratuita ya no será suficiente, debido a que en este caso toda la consola está afectada. Esperemos que la compañía japonesa logre resolver lo más pronto posible este error. 

Vía: Polygon

Sebastian Quiroz
23 años. Editor en Atomix.vg. Consumidor de la cultura pop.