¡Conoce al Editors’ Choice de marzo!

TRENDING

IMPONEN RÉCORD GUINNESS CON LA AYUDA DE CIENTOS DE SPIDER-MANS
LAS 5 PELÍCULAS MÁS TAQUILLERAS DE 2018
¿LOS FANBOYS SON UN PROBLEMA PARA LA INDUSTRIA? – #ATOMIXSHOW
EL RIESGO DE GUARDAR ARCHIVOS CON EL ONLINE DE SWITCH
REVIEW – SNK HEROINES: TAG TEAM FRENZY
YUGI, DE YU-GI-OH!, SERÁ PELEADOR EN JUMP FORCE
ASÍ FUNCIONARÁ EL SERVICIO ONLINE DE SWITCH
REVIVE EL NINTENDO DIRECT
RESUMEN – NINTENDO DIRECT 9.13.2018
ASSASSIN’S CREED ODYSSEY TAMBIÉN LLEGARÁ A SWITCH
FINAL FANTASY VII, IX, X/X-2 Y XII SE LANZARÁN EN SWITCH
PRIMER TRÁILER DE LA NUEVA SERIE DE SABRINA DE NETFLIX
ES FALSO EL PLEITO ENTRE HENRY CAVILL Y WARNER BROS.
INTERNET DEMANDA QUE NICOLAS CAGE SEA EL NUEVO SUPERMAN
HANDS ON – FORZA HORIZON 4
MICHAEL B. JORDAN PODRÍA SER EL NUEVO SUPERMAN
MAÑANA SE REALIZARÁ EL NINTENDO DIRECT POSPUESTO
REPORTAN QUE HENRY CAVILL DEJARÁ DE SER SUPERMAN
SERVICIO ONLINE DE SWITCH COMENZARÁ LA PRÓXIMA SEMANA
MARVEL’S SPIDER-MAN TAMBIÉN ATRAPÓ LAS VENTAS DE JAPÓN
LO QUE COSTARÁN EL IPHONE XS, XS MAX Y XR EN MÉXICO
NUEVAS PISTAS SOBRE EL PRÓXIMO PROYECTO DE FUMITO UEDA
TENDRÍAMOS BUNDLE DE SWITCH CON SUPER SMASH BROS.
REVIEW – ZONE OF THE ENDERS: THE 2ND RUNNER M∀RS
REVIEW – SHADOW OF THE TOMB RAIDER

Ni no Kuni II: Revenant Kingdom

Todos sabemos perfectamente que las súper producciones están en franca contracción. Cada vez es más complicado que publishers se animen a aprobar grandes presupuestos para videojuegos que probablemente, no vendan lo necesario para recuperar su inversión, esto sin importar la calidad artística que tengan. Dicho fenómeno se ha expandido por todo el mundo, sin embargo y por razones que valdría la pena analizar en otro momento, Japón está viviendo una especie de renacimiento si de desarrollo de grandes videojuegos hablamos. Prueba de lo anterior fue el maravilloso 2017 que tuvieron las creaciones niponas y que ahora en 2018, también se están dando. Ni no Kuni II: Revenant Kingdom se levanta como un nuevo estandarte de los llamados JRPG, siendo para nosotros, el juego más destacado de un intenso mes de marzo.

Regresando un poco al tema de lo difícil que se ha vuelto crear títulos de grandes dimensiones, me parece que antes que nada hay que reconocer a Bandai Namco por haber creído en el proyecto y talento de Level-5 de nueva cuenta. Podemos estar seguros de que presentar la idea de básicamente hacer un juego que contiene tres sistemas totalmente distintos que bien podrían vivir de manera independiente, no fue nada sencillo, más si se toma en cuenta que el desarrollo de Revenant Kingdom se terminó alargando por más de cuatro años. Claro que en cuanto uno supera la primer hora dentro de este mundo, te puedes dar cuenta de la labor de amor que está impresa en cada rincón de la obra.

Claro que es impresionante que Ni no Kuni II: Revenant Kingdom sea un sólido RPG, un encantador RTS/MOBA y un elegante simulador de ciudad muy a la Suikoden; no obstante, es importante considerar que muy probablemente, su verdadero valor se encuentre en sus pequeños detalles, más allá de la forma en la que lograron que estos tres pilares convivieran de manera armónica. La forma en la que ondula la capa de Evan, cómo es que los personajes cambian sus poses dependiendo de en donde estén pisando o los cientos de NPCs diseñados a mano que parecen haber salido de una película de Studio Ghibli, son solo algunos de los ejemplos de la manera en la que Level-5 fue construyendo poco a poco todo el maravilloso mundo que rodea en este grandioso videojuego.

Cuesta trabajo pensar en juegos que brillen en cada uno de sus apartados; es decir, que cuenten con una gran historia, que sus mecánicas y diseño de niveles sean divertidos y funcionales, y que encima de todo eso, luzcan una preciosa presentación visual y auditiva que te cautiva desde el primer minuto. Ni no Kuni II: Revenant Kingdom definitivamente pertenece a este selecto grupo, asunto que por supuesto, lo colocan como uno de los serios candidatos a luchar por el título de Juego del Año al final de este 2018. Gracias a Level-5 y a Bandai Namco por recordadnos lo especiales que son los títulos de rol, y por sumergirnos en un mundo que no queríamos dejar cada vez que era tiempo de terminar con una sesión.