Review – Bean’s Dreams

TRENDING

DISNEY+ SUMA UN MILLÓN DE USUARIOS POR DÍA
¿VEREMOS EL NUEVO JUEGO DE BATMAN EL SIGUIENTE MES?
LOS SIMPSONS PODRÍA TERMINAR EN 2020
FANS QUIEREN A DANNY DEVITO COMO EL NUEVO WOLVERINE
ASÍ SERÍA BABY YODA COMO UN POKÉMON
¿QUICKSILVER VOLVERÁ AL MCU?
DOUG BOWSER NOS REVELA SU VIDEOJUEGO FAVORITO
CYBERPUNK 2077 YA ESTÁ EN SU FASE FINAL DE DESARROLLO
MODERN WARFARE DOMINA LAS VENTAS DIGITALES DEL AÑO
WARNER QUIERE MÁS PELÍCULAS DE VILLANOS DE BATMAN
¿EL SNYDER CUT DE JUSTICE LEAGUE REALMENTE EXISTE?
FALLEN ORDER ES TODO UN ÉXITO EN VENTAS
HALO INSPIRÓ EL CYBERTRUCK DE TESLA
THE MANDALORIAN ES LA SERIE MÁS POPULAR EN EE.UU.
GODZILLA VS. KONG SE RETRASA A FINALES DE 2020

atomix-review-reseña-bean-dreamsPosiblemente una de las mayores quejas de los títulos en dispositivos móviles es la incapacidad de los controles touch para proporcionar una agradable experiencia de juego y esto hace que disfrutar algunos géneros sea un verdadero infierno o sea casi imposible. ¿Pero qué pasa cuando se lograr crear el perfecto esquema de controles para un móvil? Este es el caso de Bean’s Dreams la secuela de Bean’s Quest, posiblemente, el mejor juego de plataformas para este tipo de dispositivos.

Kumobios es un pequeño estudio australiano que se ha ganado un espacio en el nicho de títulos indie en los dispositivos móviles, con obras creativas como el primer Bean’s Quest, el runner Time Surfer y el ingenioso puzzle Duet. Esta vez, Kumobios aprovecha el éxito que ha cosechado en los últimos años para revisitar el concepto que lo puso en el mapa.

Bean’s Dreams es la secuela del primer juego, el cual fue sumamente aclamado cuando fue publicado por contar con un esquema de controles pensado para las pantallas touch. La historia, bastante común, es la de un malvado hechicero que transforma a un mexicano en un frijol saltarín y rapta a su amada. Sin embargo, lo creativo es que utiliza el concepto de que el personaje brinca constantemente para solucionar el problema de tener que realizar acciones simultáneas en la pantalla: presionar el botón de salto y al mismo tiempo dirigir al personaje hacía una dirección. De esta manera, se crea un plataformer en donde el personaje salta automáticamente y lo único que hay que hacer es moverlo hacia los lados. Suena fácil, pero fue gracias al ingenioso diseño de niveles y mecánicas que hizo que el primer juego fuera un éxito, además de que contaba con una estética que inmediatamente nos hacía recordar a los juegos de 16 bits.

En esta secuela, Kumobios vuelve a utilizar la misma fórmula ganadora para proporcionarnos más de la experiencia del primer título, ahora con mayor fluidez creativa para diseñar los niveles al incluir nuevas mecánicas que hacen la dinámica de juego mucho más variada. De igual manera, el aspecto gráfico tuvo un gran avance al contar esta vez con sprites y escenarios mucho más nítidos y elaborados. Los niveles verdaderamente recrean un ambiente de ensueño que hace alusión al título del juego. Por fortuna, esta secuela tiene de nuevo un soundtrack compuesto por FlashyGoodness, uno de los compositores chiptune más talentosos de la escena indie, quien destaca por concebir piezas con melodías claras y pegajosas. Seguramente después de jugar un par de niveles, les será difícil olvidar una o dos tonadas.

brean-dreamsCada nivel consta de diferentes misiones para completarlo íntegramente, en donde tendrás que llegar a la meta, colectar todas las frutas, encontrar al Axolotl escondido y terminar la sección utilizando el menor número de saltos. Dependiendo de cuantas misiones termines, obtendrás estrellas para desbloquear nuevos mundos, lo cual genera un excelente valor de rejugabilidad ya que tendrás que pasar el mismo nivel de diferentes formas para lograr obtener todas las estrellas. Bean’s Dreams cuenta con una interfaz de usuario también mucho más clara y menús más compresibles, y aunque el juego es sumamente sencillo, este detalle brinda una experiencia más suave durante tu progresión. Desafortunadamente, Bean’s Dreams es más fácil que su antecesor, no haciéndolo menos divertido, pero si siendo un reto diferente y más enfocado para el jugador casual.

La estrategia de lanzamiento de Bean’s Dreams es similar a la del primer título, en donde se publicó la aplicación con un par de mundos y periódicamente se fueron liberando más niveles. En este caso, la secuela tiene la nada menospreciable cantidad de 48 niveles divididos en 8 mundos, y se espera que próximamente el estudio esté manteniendo el juego vivo con actualizaciones. Este definitivamente es uno de los mejores modelos de distribución para las empresas en este mercado, independientemente del modelo de negocio de un modelo de negocio freemium o premium, ya que le permite a los desarrolladores recibir feedback importante de los usuarios para realizar mejoras en el juego. Para algunos podrá ser considerado sacar un juego “incompleto” pero es importante entender el ciclo de producción y el ciclo de vida de los productos móviles, en donde hay que responder rápidamente a la demanda del mercado.
Bean’s Dreams – iOS (iPad e iPhone) $2.99 dólares en iTunes Store.
atomix-score-70

Bean’s Dreams es una sólida experiencia que busca capitalizar el éxito del primer juego. Sigue los mismos lineamientos de la obra original y el nivel de diversión, sin embargo, el estudio no buscó llevar adelante el concepto. Habrá que ver si en futuras actualizaciones Kumobios decide empujar el sistema de juego un paso adelante. Mientras, Bean’s Dreams es una experiencia que realmente vale la pena disfrutar en dispositivos móviles.

Remy Bastien
Creyente de que los videojuegos tienen un efecto más allá del simple entretenimiento. Apasionado de los medios de entretenimiento y la narrativa en nuevos medios.